Llorar da sostenibilidad al organismo



  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  

¿Quién no ha escuchado la canción “Someone like you” de la cantante británica Adele con esa inevitable tristeza que genera? Bueno, la ciencia tiene una explicación para ello. La razón es la repetición de una nota denominada “appoggiatura”, que genera alzas y bajas de tensión en el cerebro provocando ganas de llorar.

Martin Guhn, psicólogo de la Universidad de Columbia, estudió precisamente el efecto de esa nota, a lo que se añade que la articulación de la voz, los sonidos y timbres sorpresivos, así como el patrón armónico de la canción, alteran el sistema parasimpático del organismo haciendo que el cerebro lo interprete como una provocación triste. Ni qué decir de la letra.

Si tiene algo que lo oprima, es mejor que lo llore, como Adele. Estudios de diversas universidades de Estados Unidos han coincidido en que el estrés es tóxico e invade de sustancias dañinas el organismo, alterando sus signos vitales. Sin embargo, el cuerpo es sabio y expulsa esa saturación mediante el llanto.

Cuando las lágrimas son fruto de una emoción, el cuerpo desecha sustancias como cloruro de sodio (sal), cloruro de potasio, manganeso y prolactina, entre otras. Esto, según investigaciones, responde a que estas sustancias afectan el organismo y por eso el cuerpo las elimina.

De hecho, se ha visto que las personas que padecen úlcera o colitis crónica, dos enfermedades ligadas al estrés, lloran menos.

Una persona estresada se caracteriza por tener el ritmo cardíaco elevado y una alta sudoración, pero cuando llora recibe un efecto calmante que ralentiza la respiración y el ritmo cardiaco.

Así que la próxima vez que quiera contener el llanto, piénselo dos veces. Probablemente sea el aviso que le está dando su organismo para empezar a estabilizarse.

img-title-blogs author-image

SOStenible Katiana Murillo

Katiana Murillo es periodista costarricense especializada en los temas de cambio climático, turismo sostenible y responsabilidad social empresarial.
Trabaja como consultora para organizaciones nacionales e internacionales.

Se inició en el campo de la sostenibilidad cuando sus mismos colegas pensaban que solo se trataba de una pasión por "pajaritos y ranitas", y ha tenido la oportunidad de introducir en este tema a periodistas de países en desarrollo y a otros actores. También ha desarrollado alianzas público-privadas.

Es actualmente coordinadora de la Red de Comunicación en Cambio Climático, LatinClima, una iniciativa impulsada por el Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza (CATIE), el Ministerio de Ambiente y Energía de Costa Rica (MINAE) y el Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente de Uruguay (MVOTMA).

Post por fecha

Octubre 2017
LUN MAR MIE JUE VIE SAB DOM
            1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31