La seguridad alimentaria del mundo empieza por casa


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  

Para el 2050, la demanda global de productos agrícolas crecerá en un 60%. No en vano, de los principales temas de actualidad, la seguridad alimentaria es considerada como el tercer tema más importante por los científicos y el segundo por los gobiernos y principales grupos de incidencia, según Gary Gardner, Director de Investigación del Worldwatch Institute.

Gardner es uno de los expositores que esta semana han participado  en el   XI Foro Internacional de la Información para la Conservación de la Naturaleza, realizado por la organización de periodismo ambiental Greenaccord en la ciudad italiana de Nápoles y que ha convocado a periodistas de todo el mundo alrededor de este tema.

Todavía en el planeta, 800  millones de personas; es decir, una de 9, sufre de hambre aun cuando se supone que existe la capacidad global de alimentar a todos. Algo a todas luces inaceptable.

Lógicamente hablamos de un problema que no es solo ambiental, sino económico, político e incluso ético y cultural y habrá que abordarlo desde todas estas perspectivas, en especial cuando la situación global no es alentadora y lo será aún menos en el futuro cuando el cambio climático incida con fuerza y ponga en entredicho algo tan básico para nuestra supervivencia como la seguridad alimentaria.   

La situación es que, según la FAO, el 25% de la tierra para cultivo en el mundo ya está altamente degradada, mientras que el 8% lo está moderadamente también. Esto sin contar su distribución tan inequitativa y la presión para otros usos más lucrativos. Además, la escasez de agua, que se agravará con el cambio climático y es básica para la agricultura, ya se siente con fuerza. Según el Worldwatch Institute,  el número de países que sufren diferentes grados de estrés hídrico, pasaron de 23 a 63 de 1962 al 2011 y afectan a una población de 2.2 billones.

Usted probablemente esté pensando que los líderes mundiales deben hacer mucho más por este tema, que el sector agrícola debe ser más eficiente y que la ayuda humanitaria al tercer mundo debe redoblarse, entre otras cosas.  Pero, ¿qué tal si utiliza también su poder como consumidor?

¿Sabía que un total de 1.3 billones de  toneladas de comida son desperdiciados cada año? Es exactamente el equivalente a un tercio de la producción anual. Y en los países con mayor abundancia de recursos es precisamente donde la comida se desperdicia más en los hogares  y, sin lugar a dudas, en restaurantes y hoteles.

Y reducir el desperdicio de comida implica también ahorrar otros recursos como agua y energía y mucho mejor si lo ligamos a un estilo de vida más saludable mientras reducimos la huella ecológica. Si hay algo bueno en todo esto es que las soluciones no solo dependen de pocos o de un sector, sino de todos, el punto es hasta dónde estamos todos dispuestos a contribuir.

img-title-blogs author-image

SOStenible Katiana Murillo

Katiana Murillo es periodista costarricense especializada en los temas de cambio climático, turismo sostenible y responsabilidad social empresarial.
Trabaja como consultora para organizaciones nacionales e internacionales.

Se inició en el campo de la sostenibilidad cuando sus mismos colegas pensaban que solo se trataba de una pasión por "pajaritos y ranitas", y ha tenido la oportunidad de introducir en este tema a periodistas de países en desarrollo y a otros actores. También ha desarrollado alianzas público-privadas.

Es actualmente coordinadora de la Red de Comunicación en Cambio Climático, LatinClima, una iniciativa impulsada por el Centro Agronómico Tropical de Investigación y Enseñanza (CATIE), el Ministerio de Ambiente y Energía de Costa Rica (MINAE) y el Ministerio de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente de Uruguay (MVOTMA).

Post por fecha

Octubre 2017
LUN MAR MIE JUE VIE SAB DOM
            1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31