GOBIERNO DE ÓSCAR ARIAS HABÍA SOLICITADO, SIN ÉXITO, LA ADHESIÓN AL BLOQUE

Frente Amplio revive alternativa de PetroCaribe para abaratar gasolina

Bancada proyecta disminución de tarifas de combustibles y de electricidad gracias a financiamiento de la factura petrolera


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

La fracción del Frente Amplio (FA) instó al Poder Ejecutivo a solicitar el ingreso a PetroCaribe con la mira puesta en la eventual reducción de las tarifas de los combustibles y de la electricidad producida mediante la quema de combustibles fósiles.

Jorge Arguedas, diputados del FA, indicó que entre los beneficios que obtendría el país en caso de adherirse a PetroCaribe estarían el financiamiento de la factura petrolera costarricense a 25 años plazo, tres años de gracia y a una tasa de interés fija en un 1%.

PetroCaribe nació en el 2005 por iniciativa del fallecido presidente de Venezuela, Hugo Chávez. El foro de cooperación energética está integrado actualmente por 18 países centroamericanos y caribeños.

El último país en ingresar al acuerdo de cooperación energética fue El Salvador, a principios de junio pasado.

El camino para ingresar a Petrocaribe no es nuevo para Costa Rica. En 2008, durante el gobierno de Óscar Arias, la Cancillería hizo la solicitud de ingreso a la organización. Empero, rápidamente esa administración abandonó los planes.

Según el diputado Arguedas, entre los aspectos beneficiosos de integrarse a esa iniciativa venezolana están que Costa Rica podría cancelar parte de su factura con bienes y servicios producidos en el país y con asesorías para sectores económicos como el turístico y el educativo.

Coyuntura compleja

La propuesta del Frente Amplio llega en momentos en que el Gobierno ordenó la creación de una mesa de diálogo nacional que tendrá un plazo de 18 meses para emitir recomendaciones para reducir el costo de la electricidad y los combustibles.

Como parte de ese proceso, la semana pasada el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) solicitó a los diputados enviar al archivo los planes de Ley de contingencia eléctrica y la propuesta de Ley general de electricidad, que buscan abaratar las tarifas.

Desde el sector político y el empresarial nacieron críticas hacia ambas iniciativas gubernamentales, argumentando dilatan una solución a la problemática del elevado costo de los combustibles y la electricidad.

Costos en aumento

En el 2013 la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) gastó $2.363 millones en la compra de combustibles. La cifra fue equivalente al 4,7% de la producción nacional durante ese año.

La factura petrolera del año pasado registró además un aumento del 8,5% con respecto a los $2.176 millones del 2012.

En tanto que el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE), detalló que durante el 2012 un 8,2% de la electricidad se produjo con fuentes térmicas (derivados de petróleo). Ese componente de la matriz energética tuvo su pico en el 2011, cuando casi el 10% de la electricidad se produjo a través de la quema de combustibles.

La Cámara de Industria de Costa Rica (CICR) sostiene que el incremento en los precios de la electricidad se debe, entre otros factores, al aumento sostenido de la dependencia de los combustibles fósiles desde el 2003.

Mientras el kilovatio hora costaba 15,4 centavos de dólar en el 2010, en el 2013 pasó a 19,6 centavos de dólar para los industriales, mientras que en otros países de la región el kilovatio les cuesta a los empresarios de ese mismo sector cerca de 10 centavos de dólar.

Sostenbilidad y financiamiento