Fortalecimiento y transparencia


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  

La Asamblea Legislativa aprobó la Ley de transparencia fiscal y la Ley de fortalecimiento de la gestión tributaria , que tienen grandes consecuencias prácticas para los contribuyentes. Veamos algunos temas:

Fortalecimiento. (i) Se amplía el periodo de prescripción de tres a cuatro años para la determinación de la obligación tributaria, las devoluciones y compensaciones, y a diez años cuando el contribuyente no esté registrado, no haya presentado declaración o exista fraude fiscal. (ii) Se “legaliza” la obligación de presentar estados financieros auditados todos los años, pudiendo extender dicha obligación más allá de los grandes contribuyentes y grandes empresas territoriales. (iii) La Administración podrá establecer retenciones a cuenta de hasta el 2% para todos los tributos mediante Resolución General. (iv) Se autoriza llevar la contabilidad en sistemas informáticos sin necesidad de tener libros físicos legalizados. (v) Se elimina la exención del impuesto de traspaso al aportar bienes a un fideicomiso, salvo que el fiduciario o el beneficiario estén inscritos ante Sugef. (vi) Se grava con Impuesto de Traspaso toda transferencia de inmuebles, aún a través de la venta por cesión de acciones. (vii) Se introduce un nuevo capítulo de Derechos y Garantías del Contribuyente. (vii) Se fortalece el régimen sancionador, aumentando las sanciones e incrementando la frontera de punibilidad tanto en la vía administrativa como penal. (viii) El incumplimiento en el suministro de información podrá significar una sanción de hasta el 2% “de los ingresos brutos del sujeto infractor”, con un mínimo de diez salarios base y un máximo de cien.

Transparencia Se modifica la regulación que permite el acceso a la información bancaria, previa solicitud a un juez y dentro de un proceso de fiscalización, pero no se requiere el indicio del ilícito tributario. Asimismo, se ajusta la regulación al intercambio de información tributaria y los requerimientos impuestos por la OCDE.

Sostenbilidad y financiamiento