Ingreso a OCDE presiona a Costa Rica

Costa Rica deberá ajustarse en temas fiscales, políticas públicas, estadísticas, transparencia y otros

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

La invitación al club de los países ricos obliga a Costa Rica a realizar cambios de fondo para poder aspirar a obtener su carné de afiliado.

El país tiene dos años para fortalecer comercio, inversión, asuntos fiscales, ambiente, educación, empleo, migración, ciencia y tecnología, transparencia y lucha contra la corrupción.

Además, deberá mejorar los métodos de estadísticas e indicadores, herramientas básicas para una mejor toma de decisiones.

El país está obligado a asumir una serie de estándares y políticas del más alto nivel que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) exige a sus miembros.

Esta hoja de ruta que definirá el Gobierno en las próximas semanas no solo dependerá de la disposición de esta administración y de la siguiente, sino que algunos de los compromisos tendrán que llegar al Congreso y salir transformados en leyes.

Esto implicará una fuerte negociación política entre los sectores, una participación activa de los ministerios e instituciones y del sector empresarial.

Para Mónica Segnini, presidenta de la Cámara de Exportadores (Cadexco), ahora el país queda obligado a no escatimar esfuerzos para cumplir con todos los requisitos.

Altos estándares

Los estándares de la OCDE son muy altos y le exige a sus miembros cumplirlos.

Aún las autoridades no tienen claro en qué nivel se está en relación con esos estándares, lo que se irá definiendo poco a poco.

Sin embargo, en el tema fiscal, por ejemplo, la OCDE exige que los países se comprometan a intercambiar información en la batalla contra la evasión. Además, impulsa que las transnacionales paguen sus impuestos y que se desarrollen políticas internas para perseguir el lavado de dinero.

En la lucha contra la corrupción, la OCDE pide a sus miembros que sea interdisciplinaria y que incorpore empresas y políticas públicas.

En cuanto a ambiente, la OCDE proprociona a los gobiernos las bases para desarrollar políticas ambientales efectivas y económicamente eficaces.

Además, exige que los países responsabilicen a las empresas a conservar el ambiente y que exista compatibilidad entre las políticas encauzadas al crecimiento económico y al resguardo del medio ambiente.

En relación con el tema comercial, para la OCDE, los mercados abiertos y la inversión son políticas en favor del crecimiento que ofrecen beneficios a las economías, pero obliga a acompañar esas políticas de una mejor educación, de políticas de mercado laboral, ajustes estructurales y políticas sociales.

En el tema del empleo, la OCDE pide decisiones coherentes para una gestión eficaz de la movilidad y propone crear opciones más flexibles para migrantes y empleadores.

Las estadísticas e indicadores son cruciales para la Organización, pues obliga a sus miembros a alinear las metodologías de recopilación y análisis estadístico, para poder medir y comparar a todos bajo el mismo método. Esta es un área en la que Costa Rica podría tener que realizar ajustes fuertes.

Estudios técnicos

Costa Rica ya tiene avanzados algunos temas en los que está recibiendo apoyo técnico de la OCDE, desde hace dos años.

Incluso, el Gobierno intensificó la participación en diversos foros, comités y grupos de trabajo, suscribió instrumentos y se han hecho estudios y exámenes sobre Costa Rica en todas las áreas.

En este proceso han participado los ministerios de Hacienda, Planificación, Ciencia y Tecnología, Educación y Ambiente.

La ODCE hace sus propios estudios, con apoyo del país, sobre los aspectos que van siendo evaluados y a partir de ahí se señalan las áreas por mejorar.

El próximo estudio de Costa Rica es sobre clima de inversión y se presentará en París en junio.

De cumplir con los requisitos, el país se convertirá en el cuarto de América Latina en entrar, de un total de 34 que conforman la organización.

México se integró en 1994 y Chile en el 2010. Colombia el 30 de mayo. Los tres son economías mucho más grandes, pero aún así le abrieron puertas a Costa Rica.

La noticia se recibió pocos días después de ser convidado también en la Alianza del Pacífico.Aquí también falta delinear las condiciones, pero ambas invitaciones evidencian que hay respeto por el desempeño comercial del país.

Empero, falta la parte más importante. El país está presionado para cumplir con los requisitos a tiempo, y así ser finalmente aceptado en el club de países ricos.

Sostenbilidad y financiamiento