OCDE alerta sobre desempleo de larga duración

16,3 millones de personas, de los 34 países que forman la Organización, llevan más de un año sin trabajo


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

El desempleo de larga duración, el abuso del empleo temporal, particularmente en Chile, y la reducción de salarios en países como España, Grecia, Irlanda o Portugal deben ser corregidos, recomienda la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) en un informe sobre empleo divulgado este miércoles.

Según el informe, la tasa de desempleo en los países de la Organización sufrió una pequeña baja, ya que se situaba en el 8% a finales de 2012 y cayó al 7,4% en mayo de 2014, aunque la disminución es positiva sigue siendo 1,8 puntos porcentuales mayor a la que había antes de la crisis económica mundial.

En los 34 países miembros de la OCDE, entre ellos Chile, México y España, hay cerca de 45 millones de personas en paro, 12,1 millones más que antes de la crisis.

Algo que le preocuopa a la Organización es que pese a un cierto retroceso del desempleo global, el desempleo de larga duración sigue aumentando.

En el primer trimestre, 16,3 millones de personas llevaban en paro más de un año, casi el doble que en 2007, antes del inicio de la crisis financiera.

En Estados Unidos ese procentaje de desempleo de larga duración ha pasado del 10% en 2007 al 25,9% en 2013. En España, Islandia o Nueva Zelanda también se ha duplicado.

La situación es particularmente preocupante en Grecia, donde en 2013 el 67,5% de los desempleados era de larga duración, en Irlanda el 60,6%, en Italia el 56,9% y el 56,3% en Portugal.

Y lo que es peor, no parece que la recuperación del crecimiento vaya a significar una caída del desempleo estructural en muchos países, por lo que la OCDE recomienda mayor atención a este segmento poblacional y sugiere políticas "intensivas y personalizadas".

De manera general, en la mayoría de los países hay más paro ahora que antes de la crisis, pese a que las situaciones son muy diferentes, observa la OCDE.

Es el caso de España y de Grecia, el desempleo se situará en 2015 en torno al 24% y el 27%, respectivamente, mientras que en la zona euro en general pasará del 11,6% a mediados de 2014 al 11,2% a finales de 2015.

También superará el 10% en Italia o Portugal, mientras que en países como Austria, Alemania, Japón, México, Noruega o Suiza el desempleo será inferior al 5%.

En Estados Unidos, el paro fue del 6,1% en mayo, un 1,1% más que antes de la crisis.

Asimismo, la OCDE alerta a sus miembros de los efectos económicos "nefastos" del empleo temporal, al que muchos países recurren para "reforzar la flexibilidad" del mercado laboral.

Y es que los trabajadores están peor protegidos y las empresas invierten generalmente menos en ellos, "lo que puede repercutir en la productividad".

Los países más afectados son Chile (30,5% de los contratos temporales), Polonia (26,7%), España (24,5%), Corea del Sur (22,1%) o Portugal (21,5%).

La crisis también ha repercutido en los salarios que apenas han subido desde 2009. En países como España, Grecia, Irlanda o Portugal, incluso han bajado una media anual de entre 2% y 5%, lo que afecta en particular a los trabajadores con peores salarios.

Sostenbilidad y financiamiento