Pejibaye se gradúa como manjar VIP

Incluido en menú de presidentes y sitios de comidas rápidas

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Se presentó en forma de crema con trocitos de langosta en el menú de la cena del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y entre los platillos ofrecidos al mandatario chino, Xi Jinping.

También ya está presente en restaurantes de comidas rápidas donde se ofrecen fritos, al lado de hamburguesas, como alternativa a las papas.

El pejibaye ya dejó de ser solo una deliciosa boquita con mayonesa y se está reinventando para convertirse en uno de los ingredientes gourmet del país.

Si no es en crema, es en mousse , budín, como relleno de un lomito o de ñoquis. También como encurtido, pan, palitos, en forma de puré y hasta combinado con arroz o con pasta.

Los productores saben del potencial que han impulsado poco a poco mediante la Feria del Pejibaye en Tucurrique, Carago, donde lo ofrecen como harina, picadillo, tamal y hasta cajeta.

Ese empuje también lo dan los mejores chefs del país con recetas de alta cocina al incluirlo en la comida tradicional costarricense.

“Le han dado otros usos al pejibaye y ha ido ganando terreno. Le doy una connotación tipo gourmet . Por la calidad que tiene es un producto de exportación”, dijo la chef Isabel Campabadal, encargada de la cena de Obama.

Un producto VIP

Los productores de pejibaye quieren que en medio de este boom , se impulse no solo una mayor producción, sino que también se le siga dando valor agregado para consumo local y para exportarlo.

“Día con día uno lo va viendo a nivel de restaurantes. Hemos ido logrando poco a poco fomentar el consumo y eso hace que los agricultores vendan el pejibaye a mejor precio que antes”, reconoció el productor Rolando Araya.

Con él coincide el productor Wálter Prado, quien espera que muy pronto el pejibaye pase de venderse solo en las ferias del agricultor, como ahora, sino que surja demanda por parte de la industria alimentaria para procesarlo en diferentes formas.

“El pejibaye se ha quedado rezagado por ejemplo al lado del palmito. El palmito se exporta a Francia, España y Argentina, pero con el pejibaye no se ha dado ese paso aún”, dijo Prado.

En los supermercados se puede encontrar pejibaye entero envasado en una especie de salmuera, pero aún no se le procesa para venderlo en otras formas.

Para el director ejecutivo de la Cámara de la Industria Alimentaria (Cacia), Mario Montero, la industria tiene que apuntar a invertir e innovar con un producto como el pejibaye que se comercializa solo como agrícola y llevarlo a tener valor agregado.

“Se trata de inversión en innovación, tecnología y conocimiento. Hay que conquistar al consumidor y a los diversos mercados con productos exóticos con una diversificación de la fruta en presentaciones exquisitas”, dijo.

Por su parte, los productores de Tucurrique, el sitio de mayor producción de pejibaye del país con 500.000 kilos al año, iniciaron un programa para sembrar árboles nuevos con mejores condiciones y que ofrezcan mayor calidad y cantidad de fruta. La idea es que haya más pejibaye.

Así que de ahora en adelante si usted compra pejibayes, deje unos para la mayonesa y aplique la creatividad para el resto.

Gourmet

Planta: Es el fruto de la palma o palmera.

Cultivo: Su cultivo se conoce en Costa Rica desde el arribo de los españoles hace más de 500 años. Se consideraba más importante que el maíz y la yuca.

Exclusivo: Por su morfología y condiciones botánicas de crecimiento es un producto que se restringe a la franja centroamericana y Colombia.

Propiedades: Es un alimento muy rico en proteína, también en vitamina A, B1. B2 y vitamina C, hierro, potasio y calcio.

Tiene una proporción adecuada de carbohidratos y grasas. La grasa que contiene el pejibaye, está compuesta por ácidos grasos no saturados, por lo que disminuye su efecto negativo en la salud.

Producción: Cada árbol produce dos cosechas al año con altos rendimientos de frutos. A los 20 o 25 años de sembrado comienza a decrecer en la producción.

Fuente Feria de Tucurrique y web

Sostenbilidad y financiamiento