Reajuste de valores dispara impuesto a las casas de lujo

Recalculos van de un 57% a un 160%

  • Facebook (Recomendar)
  • Tweetea!

El reajuste de los valores constructivos, por parte del Ministerio de Hacienda, elevó los impuestos a las casas de lujo para este año de un 57% a un 160%, según el rango de las viviendas.

Para este 2013, los costos se actualizaron seis años y esto disparó el tributo, ya que desde el 2010, los dueños de los inmuebles estaban pagando con base en los valores del 2007.

Los valores se refieren a la obra gris, y si estos superan los ¢117 millones, se cataloga la casa como de lujo. Luego se le suma el costo del terreno y se calcula el impuesto por pagar, que va de un 0,25% a un 0,55% de ese valor total, según una escala de aumento proporcional.

Con ese reajuste, muchas casas que estaban exentas del pago alcanzan por primera vez el apellido “de lujo” y sus dueños tendrán que cancelar el tributo.

En el caso de los apartamentos, el aumento más bajo que se registra con los nuevos valores es de 82% y el más alto llega hasta el 113% de diferencia.

En el caso de las viviendas, hay diez categorías. En el estrato menor de esta escala, en viviendas de concreto, el metro cuadrado tenía un valor de ¢105.000, ahora es de ¢190.000, una diferencia del 81%.

Al otro extremo de la clasificación, en la categoría de mayor valor, el metro cuadrado tenía un valor de ¢450.000, ahora está en ¢1.200.000, un aumento del 167%.

El objetivo de esta carga fiscal, que se comenzó a cobrar en el 2010, es ayudar a financiar programas de vivienda digna a la población que se encuentra en condiciones de pobreza extrema.

Dueños impactados

Ante estos ajustes, los dueños de las casas lujosas se sorprendieron por lo que tienen que desembolsar antes del 15 de enero, que es la fecha límite.

“Los clientes hacen una buchaca igual a la de los últimos años, y ahora, cuando se hace el cálculo, se enteran de que tienen que pagar hasta el doble”, comentó el abogado José María Oreamuno, del bufete Facio &Cañas.

Los nuevos valores fueron dados a conocer por Tributación Directa el 21 de diciembre, por lo que los cálculos los están haciendo hasta ahora.

Oreamuno recordó que uno de sus clientes deberá pagar 10 veces el impuesto que canceló en los ultimos tres años.

El socio director de Deloitte, Alan Saborío, coincide en que efectivamente es un golpe para los propietarios de los inmuebles.

“Es que se trata de seis años de actualización, estamos pasando de un impuesto basado en valores del 2007 a valores del 2013. El impacto es grande”, aseveró.

El director de Tributación Directa, Carlos Vargas, dijo que cada caso es diferente y hay que verlos por separado.

Insistió en que los nuevos valores son para viviendas recién construidas y que en las casas viejas se debe aplicar la fórmula para restar los años de depreciación.

¿Valores reales?

Saborío considera que Hacienda está actuando de forma correcta porque tenía que hacer el reajuste, pero a su criterio lo que hay que determinar es si el valor por metro cuadrado que se determinó es real o está por encima.

Lo mismo opina Oreamuno para quien es importante que se revisen los cálculos.

Los especialistas incluso hablan de la posibilidad de impugnar algunos casos, pero se tendrían que hacer de forma individual, según las características de la vivienda o el apartamento del cliente.

Ante las críticas, el director de Tributación defendió el reajuste.

“Se hizo un estudio de los valores para la construcción de las diferentes tipologías y ese fue el que se publicó. Si uno compara el 2010 con el 2013, por ejemplo, hay un periodo de acumulación de incrementos de valores”, añadió.

Incluso para este año, Hacienda agregó una nueva categoría, cuyo valor de metro cuadrado es de ¢1.400.000.

Mientras los dueños de las casas de lujo, abogados y Tributación se ponen de acuerdo, las personas que no cumplan con la declaración y el pago del impuesto, al 15 de enero, serán sancionadas con el cobro de medio salario base; es decir, ¢185.000.

Así, la única salida que tendrían los propietarios es recalcular lo que deben pagar, preparar su billetera para un pago mayor, y en caso de no estar de acuerdo con el monto, preparar una impugnación individual.

Para cancelar

Plazo: El pago del impuesto vence el 15 de enero del 2013.

Formulario: Hay que actualizar el valor fiscal del inmueble mediante una declaración con el formulario D-179.

Valores: Hay que conocer el valor de la construcción principal y accesoria (rancho, piscina, muros, calles internas, canchas deportivas, etc.). Hay disponible un manual de valores por  tipología constructiva.

Terreno: Aplica si el valor de la construcción supera el monto de ¢117 millones. Costo del terreno debe sumarse al de la construcción.

Impuesto: Con el dato determinado del valor total de la unidad habitacional, usted debe proceder a calcular el impuesto por pagar.

Fuente Deloitte.

«« « Anterior 1 | 2 | 3 | | | »»

INCLUYA SU COMENTARIO