El desertor del colegio: pobre, repitente, de sexo femenino y viaja a pie al centro educativo


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  

Salvo por el género—femenino—el perfil de los desertores de secundaria  no está definido por características individuales de los estudiantes, sino por una mezcla de factores externos.

El cuarto Informe del Estado de la Educación, publicado hoy martes, establece que el nivel socioeconómico de las familias, el desempeño académico previo (repitente o no) y si se traslada a pie al colegio son los factores que más inciden en la probabilidad de que un estudiante sea excluido del sistema educativo.

Para hacer este reporte los investigadores eligieron deliberadamente a estudiantes de San Carlos y Limón, donde los niveles de deserción son altos. Realizaron 225 visitas domiciliarias compararon sus características con las de 482 jóvenes que permanecieron en las aulas.

El problema de la exclusión ha empeorado. Entre el 2010 y el 2012 la variable “deserción” en secundaria pasó de 10.2% a 10,7% a nivel nacional.

El gráfico muestra la presencia de factores de riesgo de exclusión entre los desertores. Los resultados dejan claro que los alumnos excluidos no son un grupo homogéneo:

Entre los factores que atenúan la probabilidad de deserción están la ayuda del Gobierno, la tenencia de bienes materiales y un sentimiento de satisfacción con el apoyo de los docentes, concluyó el informe.

Sostenbilidad y financiamiento