Mandatario se reunió, en California, con personeros de Intel, HP, VMware y Manos Accelerator

Por: Eugenia Soto Morales 9 junio, 2014
Luis Guillermo Solís viaja acompañado, entre otros, del ministro del Comex, Alexánder Mora y el presidente de Cinde, José Rossi.
Luis Guillermo Solís viaja acompañado, entre otros, del ministro del Comex, Alexánder Mora y el presidente de Cinde, José Rossi.

Santa Clara, California. Los representantes de las empresas visitadas este lunes por el presidente Luis Guillermo Solís en su primer día de gira por Estados Unidos, dejaron ver al mandatario, y a la delegación empresarial que lo acompaña, que tienen a Costa Rica como una pieza clave y estratégica para las operaciones que desarrollan.

Se trata de las compañías ya instaladas en el país Intel, HP y VMware, firma líder a nivel mundial en virtualización de software y tecnologías digitales del sector servicios.

Altos directivos de esta última compañía explicaron los planes de la empresa a corto y mediano plazo dando a conocer un panorama muy positivo para Costa Rica. El mismo criterio externaron los personeros dela empresa Manos Accelerator,una incubadora de pequeñas y medianas empresas de origen latino.

Todas las sedes de estas compañías están en esta ciudad, que es el centro corporativo de la costa oeste de los EE. UU., conocido como Silicon Valley, en la zona sur de la bahía de San Francisco, donde se agrupan numerosas transnacionales como Google, Facebook, Adobe y Yahoo.

El presidente Solís, expresó que "las primeras conversaciones con las empresas nos han reafirmado que Costa Rica es considerada una pieza clave y estratégica para sus operaciones, al tiempo que el Gobierno de la República ha brindado la visión de un país abierto a hacer negocios, a fomentar operaciones de alto valor agregado que generen más empleos de calidad para los costarricenses e interactúen con la academia para seguir capacitando a nuestros jóvenes talentos".

Por la tarde, en la reunión con Intel, Solís pidió que la compañía amplíe sus operaciones en el país,sobre todo después de que Intel decidiera cerrar las operaciones de manufactura y despidiera a 1.500 personas.

"El país puede ofrecer mano de obra altamente capacitada para pasar al estado superior de inversión. Estamos hablando de un cambio cualitativo, si llegara a darse. Pasar de manufactura a servicios constituye un aumento en la inversión que estamos buscando", afirmó Solís.

La gira, que termina el viernes, es organizada en su mayor parte por la organización costarricense Coalición de Iniciativas para el Desarrollo (Cinde).

Por su parte, el presidente de Cinde, José Rossi, manifestó que esta gira forma parte de una estrategia de atracción de inversiones que pretende posicionar la marca del país entre las mejores firmas afincadas en EE.UU.

Rossi resaltó la capacidad del país para ofrecer servicios especializados de alta calidad, más allá de la manufactura, que también es importante, dijo.

Además, agregó que la visita de Solís es una señal importante para las empresas y que este proceso de presentar al nuevo mandatario ante las firmas formaparte de la política de Cinde en el apoyo a la inversión extranjera,y que así lo han hecho sin importar el color político del presidente de turno en los último 32 años.

El Ministro de Comercio Exterior, Alexander Mora, enfatizó que "además de la importancia que tiene para el país el atraer nuevas empresas y a su vez aumentar el volumen de las exportaciones, hay que destacar que las compañías multinacionales también forman a los costarricenses en nuevas áreas de conocimiento que nos hacen más competitivos para seguir atrayendo líderes de la industria de alta tecnología".

En el país más de 7.000 empleos de calidad se crearon en 2013 gracias a la llegada de empresas multinacionales.

La gira del presidente por Estados Unidos incluye un día más en California, en Nueva York estará en reuniones el miércoles y viernes y jueves en Washington.

En la capital estadounidense las citas serán más de orden político, aunque, entre otras actividades, dará una charla a un grupo de empresarios reunidos en la sede de la Organización de Estados Americanos (OEA) , informó el canciller Manuel González.

Solís no descarta reunirse con funcionarios del gobierno de Obama, oal menos, "dejar la pica en Flandes", afirmó, en referencia a abrir espacios para futuras reuniones.