Empresarios aseguran que la medida afecta directamente la competitividad de un mercado regional

Por: Agencia AFP 14 enero, 2014
Cargo de $18 en frontera de El Salvador entró en vigencia desde el 6 de enero anterior.
Cargo de $18 en frontera de El Salvador entró en vigencia desde el 6 de enero anterior.

La Federación de Cámaras y Asociaciones de Exportadoras de Centroamérica (Fecaexca) pidió este martes al gobierno de El Salvador suspender el cobro de un impuesto de $18 en sus fronteras, que ha provocado bloqueos de transportistas.

Los exportadores consideran que el cargo, en vigencia desde el pasado 6 de enero, aumenta los costos de manera excesiva y constituye una barrera al comercio regional, entorpeciendo los esfuerzos en facilitación de comercio.

Según la Federación la medida afecta directamente la competitividad de un mercado regional que está en pleno proceso de desarrollo y que representa el segundo mercado de exportación para cada uno de los países de la región, además de retrasar el proceso de integración centroamericana y poner en riesgo el régimen de tránsito internacional.

El jueves pasado, centenares de transportistas estacionaron sus unidades en las fronteras terrestres que El Salvador tiene con Guatemala y Honduras en protesta por el cobro del tributo, con el cual se financia un nuevo sistema de rayos X que sirve para detectar mercancías ilícitas en los furgones.

Aunque consideran que esta disposición es para combatir el contrabando, los exportadores aseguran que contraviene los compromisos adquiridos en tratados comerciales firmados con otros países y regiones del mundo.

"Uno de los requisitos es facilitar el libre flujo de mercaderías en el área", alegaron los exportadores.

Asimismo, estiman que la disposición pone en riesgo el Régimen de Transito Aduanero Internacional, que exonera de impuestos todas las mercancías y medios de transporte que se encuentre en tránsito hacia otro territorio parte del Tratado de Integración Económica Centroamericana.

Ante ello piden a los respectivos gobiernos, a través del Foro del Consejo de Ministros de Economía y Comercio, llamar al gobierno salvadoreño a atender las peticiones de respetar el Régimen, para reconsiderar la imposición de costos adicionales al comercio regional y dejar sin efecto esta disposición.