Jerarca afirma que fenómeno se debe a partidos con menos financiamiento y a electores más críticos

Por: Gerardo Ruiz R. 21 noviembre, 2013
El presidente del TSE, Luis Antonio Sobrado, afirmó que la actual campaña se diferencia de anteriores procesos electorales en que se han debatido más las ideas de los candidatos a la presidencia.
El presidente del TSE, Luis Antonio Sobrado, afirmó que la actual campaña se diferencia de anteriores procesos electorales en que se han debatido más las ideas de los candidatos a la presidencia.

El presidente del Tribunal Supremo de Elecciones (TSE), Luis Antonio sobrado, calificó como notorio que la actual campaña política sea de más altura que anteriores procesos electorales.

En su repaso por el mes y medio que tiene la actual campaña, desde su arranque oficial, el 2 de octubre, Sobrado afirmó que ha prevalecido el debate de ideas entre los candidatos y la exposición de proyectos en conversatorios y debates.

“Eso es positivo porque los partidos se han percatado de que están ante un elector más crítico que demanda, no banderas ni canciones, sino, ideas viables y creíbles, para resolver los problemas del país”, estimó Sobrado.

Tal característica le da matices de altura a la actual campaña, a diferencia de anteriores procesos electorales, afirmó.

Luis Antonio Sobrado, quien preside el cuerpo de magistrados del TSE desde el 23 de julio del 2007, detalló que desde la campaña política de 1998, los comicios costarricenses han perdido vistosidad al circular menos signos externos, como banderas, aspecto que, todavía hoy, influye en los votantes, y que, además, es aderezado con un mayor disgusto popular por la política.

“El ambiente de enojo con la política y los políticos se repite en este proceso, en ciertos sectores de la ciudadanía”, observó el magistrado, quien agregó que otra de las características de la campaña en curso es la dificultad de los partidos para captar donaciones de personas físicas.

“Eso, sin embargo, no es culpa de la legislación (el Código Electoral) que permite las donaciones, pero que las transparenta”, insistió.

Luis Antonio Sobrado rehusó contestar cuáles cambios cree que sufrirá la campaña ahora que la Sala IV rechazó una acción de inconstitucionalidad contra el Código Electoral, que mantenía frenado el uso de certificados de cesión de derechos de contribución estatal.

Esos instrumentos, conocidos como bonos de deuda política, les sirven a los partidos para financiar sus gastos durante la campaña.

Empero, hasta ahora, habían estado ausentes del abanico de opciones de financiamiento de las fuerzas políticas.

Tampoco quiso referirse sobre qué tanto considera que lograrán los partidos políticos calentar el ánimo de los electores de aquí a las elecciones presidenciales del 2 de febrero.