Solís pidió a los diputados más de tres horas para presentar y someter a debate sus propuestas de gobierno.

Por: Gerardo Ruiz Ramón 18 agosto, 2014
El presidente Luis Guillermo Solís dio a conocer los nombres de cuatro de los seis miembro del Consejo Directivo del ICE este martes 17 de junio.
El presidente Luis Guillermo Solís dio a conocer los nombres de cuatro de los seis miembro del Consejo Directivo del ICE este martes 17 de junio.

El presidente de la República, Luis Guillermo Solís, solicitó formalmente a los diputados un espacio en el plenario para presentar su informe de los primeros 100 días de gestión.

Solís pidió que el plenario de la Asamblea Legislativa lo reciba este jueves 21 de agosto a la 1:30 p. m. con el objetivo de enterar a los 57 congresistas sobre los retos que marcarán el resto de su gestión.

En una carta dirigida al presidente del Congreso, Henry Mora, del Partido Acción Ciudadana (PAC), Luis Guillermo Solís adelantó que su exposición inicial de labores se extenderá por 60 minutos.

El presidente también solicitó a Mora un espacio de hasta ciento cinco minutos para que los diputados todas las bancadas realicen su réplica a su mensaje inicial.

Asimismo, el gobernante pidió hasta 30 minutos para responder las dudas que tengan los legisladores. En total, la presentación del informe presidencial se extenderá durante más de tres horas y media.

Originalmente, Casa Presidencial había propuesto a los jefes de fracción realizar una sesión mañanera de unas cinco horas que fue rechazada por los legisladores.

Informe sin precedentes

Si bien el Artículo 145 de la Constitución Política otorga a los ministros el derecho de concurrir en cualquier momento a las sesiones de la Asamblea Legislativa, con voz pero sin voto, los diputados aún no definen cómo sustentar, en caso de aprobación, la solicitud que les planteó Luis Guillermo Solís.

La petición de Solís tiene un carácter inédito, pues no se acostumbra que el mandatario presente al Poder Legislativo su informe de labores tras sus primeros tres meses en el Gobierno.

Para la actual Administración este lapso se caracterizó por problemas de arranque en los ministerios y en la propia Casa Presidencial, con contradicciones evidentes entre varios ministros y el mandatario, así como por problemas de comunicación con la ciudadanía.

También el presidente Solís ha incurrido en contradicciones entre lo prometido en campaña y sus primeras acciones desde Zapote.

Entre las más relevantes, postergó por 18 meses las acciones para reducir el precio de la energía eléctrica; no cerró el Consejo Nacional de Vialidad (Conavi), sino que propuso transformarlo en otra entidad; así como intervino la junta directiva del Banco Popular, después de haber prometido lo contrario.