Empresarios ven con reserva el 2015

Proyecciones de crecimiento apuntan a un año estable que no lograría satisfacer las expectativas

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

El 2015 no será un año que marque la diferencia y genere crecimientos exponenciales para los sectores productivos.

Al menos esa posibilidad está fuera de las proyecciones de crecimiento para este año, que las cámaras empresariales han dado a conocer.

La confianza fue el más afectado de los motores durante el 2014. Al final, los resultados de la actividad económica en los diferentes sectores no alcanzó para sembrar optismo.

En la construcción, por ejemplo, y según datos aportados por la Cámara Costarricense de la Construcción (CCC) para octubre del 2014, la actividad ya sufría la caía de un 9,7% en la cantidad de metros cuadrados tramitados.

A su vez, metas no alcanzadas ni superadas en turismo y comercio, contribuyeron también a tildar los pasados 12 meses como cargados de incertidumbre.

Francisco Llobet, presidente de la Cámara de Comercio, señaló que si bien el sector comercial reportó un comportamiento positivo del 4%, este número no es el ideal y solo significa una estabilidad relativa.

“No fue un buen año a pesar del crecimiento, es un comportamiento que no dista de lo vivido en otros periodos”, agregó Llobet.

Por su parte, las exportaciones y la Inversión Extranjera Directa (IED) tampoco destacaron, por el contrario, mantuvieron crecimientos más que moderados.

En términos generales, las ventas costarricenses al exterior, apenas y subieron un 0,9% (sin contemplar componentes eléctricos) de enero a octubre del 2014, según el último corte de información suministrado por la Promotora de Comercio Exterior.

Para el 2015, el Ministerio de Comercio Exterior (Comex) aún no maneja las cifras definitivas de ingreso de divisas por las exportaciones totales (bienes y servicios), pero proyecciones de la entidad estiman que podrían alcanzar los $17.200 millones.

El pasado pesa

Viniendo de un 2014 que se quedó corto con las expectativas, ahora la meta de los comerciantes es crecer en al menos un 6%.

A su vez, recuperar los 2.099 empleos perdidos.

De acuerdo con Llobet, estos objetivos llegarían a cumplirse en la medida en que el Gobierno emita políticas claras que permita a las empresas tomar brío.

“No vemos disposiciones claras de la actual administración en el tema fiscal, en los costos de la electricidad ni de los combustibles. Son temas que se deben aclarar para recuperar la confianza”, agregó el directivo.

Las aspiraciones para el sector de la construcción son más cautas.

La Cámara aún no define su expecativa de crecimiento para los próximos meses. Sin embargo, están claros que será hasta el segundo semestre del año cuando empezarían a darse señales positivas.

La caída de 560.000 metros cuadrados en la tramitación a octubre del 2014 puso los pronósticos cuesta arriba para el sector.

“Hay que presionar al Gobierno para que en el 2015 ejecute obra pública. Solo así se podrá incrementar la inversión y generar mayores oportunidades de trabajo”, detalló Carazo.

Si de futuros poco alentadores se trata, el sector agrícola es el más pesimista.

El Índice Mensual de la Actividad Agropecuaria se mantuvo a la baja durante el 2014; pasó de registrar niveles de un 3,94 % en enero hasta caer en 1,80% en octubre.

Tal comportamiento lleva al sector a esperar que su crecimiento anual no superará ni siquiera el 1%.

“El sector agrícola representa cerca de un 17% de la producción de Costa Rica y aun así el acceso al crédito es cada vez menos, tenemos la electricidad más alta de Centroamérica. Cómo vamos a proyectar crecimiento con este escenario”, advirtió Juan Rafael Lizano, presidente de la Cámara Nacional de Agricultura y Agroindustria .

Para el turismo, el 2015 promete un escenario de estabilidad.

Un aumento promedio del 4% al 2018 en la cantidad de divisas por concepto de turismo generadas con respecto al 2013 , cuando se alcanzaron los $2.253 millones, es lo que plantea el Plan Nacional de Desarrollo como propuesta para el sector turístico nacional.

Bajo esa premisa, el turismo pasó la prueba el año pasado, al estimarse su crecimiento en 4,5%. Para el 2015, se espera un comportamiento similar.

Sin embargo, Pablo Abarca, director de la Cámara Nacional de Turismo (Canatur), es de la idea de que el desafío está en ir más allá.

“El turismo está creciendo, pero esa no es una cifra retadora. Ese es un crecimiento que se obtiene sin esfuerzo. Tenemos que crecer al 8% o 9%, a eso es lo que debemos aspirar”, comentó.

Resolver temas como la construcción de un centro de convenciones y apostar más al presupuesto de mercadeo del país, son señalados como puntos claves para superar las metas impuestas.

En lo relativo a Inversión Extranjera Directa, el Banco Central proyectó que lo atraído en 2014 superó en 16% la meta programada de $1.900 millones.

Sin embargo, la creación de puestos de trabajo producto de las inversiones extranjeras se redujo de 7.123 en el 2013 a 5.938 el año pasado. Esto es una reducción del 17%, según estimaciones de la Coalición Costarricense de Iniciativas para el Desarrollo (Cinde).

“Es una cifra que aún consideramos importante en medio de un contexto internacional retador”, puntualizó Jorge Sequeira, director general de Cinde.

Para el 2015, la meta es atraer inversiones en el orden de los $2.000 millones.

Sostenbilidad y financiamiento