Los cinco temas internacionales más importantes del 2012

El conflicto sirio, la reelección de Barack Obama, la crisis económica europea, los nuevos líderes chinos y la salud de Hugo Chávez fueron noticia en 2012.


  • Facebook (Recomendar)
  • Tweetea!

Llenaron las portadas de los medios de comunicación alrededor del mundo y seguirán siendo noticia en 2013. Un recuento de cinco temas que impactaron a nivel mundial durante el año que acaba.

Siria: la guerra continúa

El conflicto sirio, que suma unos 44.000 muertos, cumplirá en enero de 2013 dos años.

El régimen de Bashar Al Assad se ha debilitado, pero la lucha entre el ejército sirio y las fuerzas de oposición continúa.

Los intentos realizados durante 2012 para detener la disputa fallaron. La opción de intervenir en Siria mediante una resolución del Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) fracasó debido a la negativa de Rusia y China. Además, el plan de paz liderado por el ex secretario general de la ONU, Kofi Annan, fue incapaz de lograr un cese al fuego.

Los problemas fronterizos que está viviendo el régimen de Al Assad, especialmente con Turquía y la posibilidad de que se estén empleando armas químicas complican aún más el panoroma del conflicto de cara a 2013.

La gran interrogante sobre esta disputa es si ¿el ejército libre sirio (grupo de oposición de mayor tamaño) está listo para asumir el poder en caso de que el régimen de Assad caiga?

Obama: una dura reelección

A diferencia de lo que se pensaba a inicios de año, el camino de Barack Obama para lograr su reelección como presidente de los Estados Unidos fue bastante complejo.

La lenta recuperación económica que vive el país norteamericano le restó puntos a Obama frente al candidato republicano Mitt Romney.

Sin embargo, el triunfo alcanzado en estados claves como Ohio, Wisconsin, Michigan y New Hampshire, le permitió reelegirse.

El presidente estadounidense deberá en su segundo mandato lograr una recuperación más robusta a nivel económico y enfrentar temas polémicos como la reforma migratoria.

Líderes chinos: a consolidar el crecimiento

El congreso del Partido Comunista Chino (PCC) eligió, durante 2012, a los encargados de dirigir al país asiático por los próximos diez años, siendo Xi Jinping electo como el sucesor de Hu Jintao en la presidencia.

Estos dirigentes deberán mantener las altas tasas de crecimiento de la economía china y luchar contra el debilitamiento del PCC, especialmente por los casos de corrupción que afectan a la estructura partidaria.

2013 será un año importante para el gigante asiático por la transición de poder y porque se conocerán las prioridades del nuevo presidente.

Europa: transformación por la crisis

Los problemas económicos que vive el viejo continente persisten. Bajas tasas de crecimiento, problemas de deuda pública y alto desempleo.

España fue el foco más crítico durante 2012, especialmente porque el 25% de su población se encuentra desempleada.

El presidente español, Mariano Rajoy, solicitó un rescate para el sector financiero y anunció una serie de medidas de austeridad.

A nivel político, la crisis transformó el mapa europeo, principalmente con la llegada del socialista François Hollande a la presidencia de Francia, ya que se opone a las medidas de austeridad impulsadas por la canciller alemana Angela Merkel.

Grecia e Italia también son puntos críticos de la crisis. Los helénicos suman seis años consecutivos de estar en recesión y algunas entidades financieras italianas fueron recapitalizadas por organismos europeos.

Para 2013, el Banco Central Europeo espera que la tasa de crecimiento de la zona esté entre -0,9% y 0,3%.

Chávez: triunfo e incertidumbre

Luego de que logró vencer a Henrique Capriles, en la elección más dura que ha enfrentado en sus casi 14 años de gobierno, el presidente venezolano, Hugo Chávez, tiene a Venezuela sumida en la incertidumbre.

Chávez, sufrió una recaída en su enfermedad y se encuentra en recuperación tras ser sometido a una nueva cirugía en Cuba, por lo que podría ser incapaz de asumir su nuevo mandato el 10 de enero, obligando a que se realicen unas nuevas elecciones presidenciales.

El mismo Chávez designó al canciller y vicepresidente, Nicolás Maduro, como su eventual sucesor.

INCLUYA SU COMENTARIO