Estos son los libros del 2013

Anacristina Rossi comparte sus impresiones sobre obras que conoció durante el año que termina

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

En diciembre se suele hacer un balance de lo acaecido durante nuestro año solar, pero esta época no es el fin de nada sino una convención. Reconociéndola como útil, algo en mí sin embargo se resiste a quedarme solo en la novedad literaria anual, en libros que brillan un año determinado y después se olvidan. Porque los buenos libros no tienen año. O tienen muchísimos.

Por eso dividiré esta reseña en dos. Primero, las novedades literarias en tres ámbitos: mundial, latinoamericano y costarricense. Después hablaré de los libros que me trajo el 2013 a mí, es decir, lo bueno –de cualquier año– que descubrí este año.

Premios y sucesos

Lo más notable del 2013 me pareció el Premio Nobel de literatura a Alice Munro, una cuentista que nos entrega el mundo femenino del Canadá rural pero también otras cosas sorprendentes.

A mí me atrapó con su cuento sobre Sofía Kovalesky, la matemática rusa del siglo XIX. Es muy largo, casi una novela corta. Está en el libro Too Much Happiness , publicado en español por Lumen. Su lenguaje es impecable y su análisis un bisturí que corta fino en el alma y las circunstancias de hombres y mujeres, con ironía y humor negro.

También me gustó su única novela: Lives of Girls and Women y otros libros de cuentos como Las lunas de Júpiter . Me parece que todo, o casi todo lo escrito por ella es valioso.

El Premio Sor Juana Inés de la Cruz de la FIL de Guadalajara 2013 lo ganó la mexicana Ana García Bergua con la novela La bomba de San José . Habla del cambio radical que hubo en las vidas de las mujeres a partir de los sesenta, y La bomba de San José es una vedette costarricense que actuaba en el D.F. Suena interesante. El Premio Alfaguara 2013 lo ganó el español José Ovejero con su excelente novela La invención del amor , que recomiendo.

El 2013 vio la traducción al español de Los años de peregrinación del chico sin color , de Haruki Murakami, publicado por Tusquets. Como con Munroe, todo lo que he leído de Murakami me ha parecido excelente. Por eso no dudo en recomendarlo.

Lo que llama la atención de Murakami es la enorme cantidad de referencias occidentales que usa. Quizás por eso es el japonés más leído fuera de Japón. Este libro, por ejemplo, sigue Los años de peregrinación de Liszt.

Y este año también trajo la traducción del aclamado libro de Joël Dicker La verdad sobre el caso Harry Quebert (Alfaguara), que recomiendo. Son seiscientas y resto de páginas que usted no podrá dejar ni un minuto.

El 2013 trajo también la quinta edición de la traducción al español de una excelente novela de Mo Yang, premio Nobel de Literatura 2012: Grandes pechos, amplias caderas , publicado por Kailas. Es historia de la China del siglo XX, de la guerra de los Bóxers a Mao contada a través de una saga familiar. Aquí no hay referencias occidentales, la otredad de lo chino es total, sin concesiones. Es cautivante, la recomiendo vivamente.

Y si el 2013 trajo Inferno , cuarta novela de misterio y suspenso de Dan Brown, también las dos novelas de Marcos Aguinis, uno de los autores más leídos en Argentina y en el mundo hispánico: La cantata de los diablos , una novela a tres voces, y La furia de Evita .

Es buen escritor y su libro más conocido es quizás El joven Trotsky . Fue el primer latinoamericano en ganar el Premio Planeta, en 1970, con La cruz Invertida . Se puede comprar por Internet.

Voces alternativas

Tomando a Aguinis como bisagra iremos al mundo hispánico. Dejemos el mainstream de grandes premios y grandes editoriales y vayamos a su contraparte, lo alternativo.

Me refiero a gente como Pilar Bellver, muy buena escritora española que una vez agotada la edición en papel distribuye sus novelas gratis en Internet. Me interesó la última, que probablemente no esté colgada aún. Se llama La venganza de Filomela y Procne y recrea uno de los mitos griegos recogidos por Ovidio en sus Metamorfosis .

El 2013 trajo el nuevo libro del gran escritor cubano Leonardo Padura: Herejes , en Tusquets, y una novela de Laura Restrepo: Hot Sur .

Restrepo tiene creaciones muy buenas y creaciones malas y no sé de cuáles será Hot Sur. Padura, en cambio, es un escritor de calidad uniforme.

Letras de Costa Rica

Este año fue particularmente bueno en Costa Rica.

Recomiendo Presagios (Uruk Editores) de William Reuben, “novela para ser leída en voz alta (si se puede)”, nos dice el autor. Es hermosa, construida con la fuerza de los silencios.

Recomiendo también Larga noche hacia mi madre , de Carlos Cortés (Alfaguara), Premio Centroamericano Mario Monteforte Toledo 2013. Es densa, personal y circular.

Y la maravillosa Guirnaldas (bajo tierra) de Rodolfo Arias (Lanzallamas). Interesantes me parecieron también los cuentos de la antología de ciencia ficción Lunas en vez de sombras (Euned).

Lo que me trajo a mí

Me trajo Federico en su balcón , último libro de Carlos Fuentes (Alfaguara 2012), que me sorprendió y me fascinó. También La Reina del sur (Punto de lectura 2009) de Arturo Pérez Reverte, autor que no me seducía y que me empezó a gustar con El tango de la Guardia Vieja (Alfaguara 2012) justamente este año. La Reina del Sur me parece superior a todos sus libros porque, sin dejar en ningún momento el suspenso histórico –lo que se cuenta es real y actual– logra la construcción magistral del personaje de Teresa a partir de sus silencios, con un lenguaje mexicano impecablemente recreado.

Pero el 2013 me dio sobre todo Soldados de Salamina (Tusquets 2001) de Javier Cercas, un genial descubrimiento. Narra un episodio de la guerra civil española y el título alude a los soldados griegos que evitaron la conquista persa y con eso salvaron la civilización . Al principio parece una apología de Falange pero de pronto el libro da vuelta y se convierte en una cosa perfecta gracias a otro escritor, Roberto Bolaño, y sabemos quiénes fueron los soldados de Salamina del siglo XX. Este libro se puede comprar en Amazon.

Para cerrar, otro descubrimiento que todavía no está disponible: El diminuto corazón de la iguana , de Cyrus Piedra, ganadora del premio de novela de la Editorial Costa Rica 2013, que será publicada en el 2014. Brillante novela a la que espero no le hayan agregado signos de puntuación.

Contada desde una sala del Hospital Calderón Guardia es una fabulación y una recreación fabulosa del mundo costarricense pero no en su clase media, como la maravillosa Guirnaldas , sino en sus fondos.

Una novela excepcional.

Sostenbilidad y financiamiento