Carnavales: La última noche para los placeres

Una antigua tradición religiosa dio pie a algunas de las fiestas culturales más famosas del mundo

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Vídeos
  • Imágenes

Era la fiesta grande, el último chance para disfrutar de todos los placeres incompatibles con la abstinencia y por eso también se le conocía como “fiesta de la carne”. Pero de ese aire pagano ya queda muy poco y casi nada, ahora el carnaval es una fiesta cultural intensa, colorida y que maravilla al mundo con su belleza.

Dos ciudades de nuestro continente han desarrollado gran parte de su fama y atractivo turístico alrededor de sus fiestas: Río de Janeiro y Nueva Orleans. En ambos casos, la tradición cambió para siempre y la época de carnaval ahora es mucho más amplia que la previa al miércoles de Ceniza (fecha de entrada a la Cuaresma, días de meditación que preceden a la celebración más importante del catolicismo, la Semana Santa), pues abarca todo el inicio del año: desde enero hasta el martes de carnaval.

El consejero político de la Embajada de los Estados Unidos en Costa Rica, Roy Perrin, oriundo de Nueva Orleans, y la embajadora de Brasil en nuestro país, Maria Dulce Silva Barros, nos hablan de estos festejos y su relevancia para cada país.

Un pastel para el día gordo

“Fueron los colonos franceses de Nueva Orleans quienes trajeron con ellos la tradición de celebrar el Mardi Gras (o Fat Tuesday), que es la última oportunidad para disfrutar, antes del sacrificio que implica la Cuaresma. De hecho, a la medianoche del martes la policía simbólicamente camina por las calles del barrio francés para avisar que la fiesta debe terminar porque ¡la Cuaresma ya empezó!”, relata Perrin.

Al trascender ese concepto ligado a la religión, el festejo sigue celebrándose en el marco de efemérides católicas pero abarca toda la temporada entre la Epifanía (Día de Reyes) y el miércoles de Ceniza. A lo largo de estas semanas, los desfiles recorren la ciudad casi todos los días. “Mientras se encuentre en Nueva Orleans, debe visitar el barrio francés y experimentar la música jazz , la grandiosa comida cajún y creole, las galerías de arte del primer mundo y su especial arquitectura. Por la noche, conforme se acerca el día deMardi Gras, aumentarán la locura y las actividades, pero en otros momentos será una ciudad muy tranquila y perfecta para toda la familia”, asegura Perrin.

El sitio oficial de los festejos es http://www.mardigras.com, que contiene programas actualizados, noticias, fotografías y enlaces a sitios de servicios básicos como hoteles y transportes. Una de las recomendaciones en esta época del año es no descartar los sitios llenos sino recurrir a las listas de espera, porque una cancelación llega en cualquier momento. Además, el horario de Mardi Gras comienza a las 6 a. m., hora en la que se debe reservar el espacio ¡aunque el desfile da inicio a las 6 p.m.!

Cuatro jornadas de “folía”

“La primera aclaración importante es que el carnaval en Brasil es mucho más que Río de Janeiro, aunque este probablemente es el más famoso del mundo, que tiene este formato de gran espectáculo que llamamos las escuelas de samba”, detalla la embajadora de Brasil, María Silva.

En Brasil ya no queda nada del componente religioso relacionado con esta fiesta y la sensualidad propia de los disfraces no se vive como el desahogo de las pasiones sino como un grito de libertad. “Nosotros decimos que son cuatro días de folia (que en portugués se pronuncia con acento en la i), un sinónimo cercano de locura, pero locura de fiesta”, explica la embajadora.

En Recife, en el noreste de Brasil, el baile de carnaval se llama frevo , mientras en Salvador de Bahía lo que reina es el ax , con una fuerte influencia de los afrodescendientes.

“El carnaval en Brasil comienza el sábado y termina el martes. Lunes y martes son feriados y la gente vuelve al trabajo el miércoles a mediodía, para reponerse de la celebración”, asegura Silva.

La recomendación de la representante diplomática es dejar los negocios para después del miércoles de Ceniza, porque en realidad el país arranca su año productivo en esa fecha, y durante los días de fiesta está totalmente paralizado.

En sitios como www.rio-carnival.net/carnaval se puede hacer todo, desde planificar la visita hasta comprar entradas, aunque la ocupación suele llegar al 100% un año antes. La invitación de la embajadora es vehemente: “El carnaval es absolutamente irresistible, una locura momentánea única en el mundo”, aseguró.

Otros destinos

Panamá: El país se paraliza durante los cuatro días de carnaval, de sábado a martes. Las principales celebraciones se dan en zonas rurales, fuera de la capital. Los Carnavales de Panamá también son denominados “fiestas del Rey Momo”. Más información en el sitio www.visitpanama.com.

Mazatlán, México: Abarca los cinco días previos al Miércoles de Ceniza, que son de asueto para toda la ciudad. Como rasgo característico, toda la fiesta es amenizada por la “banda”, música de la tambora regional, típica del estado mexicano de Sinaloa. Más información en el sitio www.carnavalmazatlan.net.

Puntarenas, Costa Rica: Las actividades toman una semana y media, este año comenzaron el viernes 1 de febrero y se extenderán hasta el domingo anterior al Miércoles de Ceniza. Aunque comparte el origen de los demás, es el único que no incluye el martes en sus celebraciones. Más información en www.puntarenas.com/carnavales.

Fuente Páginas oficiales de carnavales.

Entrevista a Miguel López, gerente general de AMROP

¿Por qué ha repetido tantas veces la experiencia de Mardi Gras?

Mi mamá vive en Nueva Orleans desde hace 30 años y yo viví una época en la ciudad. Mi motivación es más personal, pero disfruto mucho la celebración.

¿Qué hace tan especial esta fiesta?

Una de las razones es que llega no menos de 1 millón de personas, días de júbilo. Nueva Orleans tiene mucho que ofrecer, su tradición criolla, la comida, el estilo del sur de Estados Unidos y el Mardi Gras es el punto de encuentro en esa ciudad.

¿Para usted qué es lo mejor del carnaval?

Es compartir con la familia, es muy importante para los ejecutivos, y aunque para mí es una visita más allá del turismo, sí vamos a ver una fiesta única en el mundo, un millón de personas compartiendo. Después de cierta hora se pone más pesado, porque Nueva Orleans tiene un régimen similar a Las Vegas, y eso también la hace atractiva por su vida noctura, casinos y restaurantes 24 horas.

¿Cuáles son las actividades obligatorias para un visitante que llega a la ciudad de Nueva Orleans por primera vez?

Los tours sobre el río Misisipi, los restaurantes de comida sureña. Un buen partido de béisbol de los Santos, en el Superdome que era hasta hace poco el estadio techado más grade del mundo y estar ahí es algo especial. Más que nada se va a ver una ciudad típica del sur de Estados Unidos, con sus pantanos y vegetación que solo ahí se encuentran, y con una fiesta única.

Sostenbilidad y financiamiento