CLASE EJECUTIVA

Columna Clase Ejecutiva: Condenado sin proceso


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

La última novela del costarricense-argelino Nacer Wabeau es un must . Porque la información que recibimos en Costa Rica tiende al estereotipo: cuidado con los islámicos, son terroristas asesinos.

Veamos su historia. Argelia era la antigua Numidia que fue estado vasallo de los romanos hasta que el rey Yugurta les declara la guerra para liberarse de su yugo. La pierde y Numidia pasa a ser provincia romana, y más tarde prefectura, al llegar la cristiandad. Allí nace San Agustín. En la primera yihad islámica la invaden los Omeyas. La reina Dihiya al mando de ejércitos bereberes resiste pero finalmente el islam se impone. Se suceden las dinastías califales hasta que llegan los españoles que se quedan siglo y medio. En 1830 Francia se apodera de Argelia en una de las colonizaciones más crueles de la historia europea. En 1962, tras ocho de años de guerra, los argelinos expulsan a los franceses.

La novela no cuenta esta historia sino sus consecuencias: la guerra civil y el ingreso del fundamentalismo que la mayoría de los argelinos rechaza, las mujeres no quieren renunciar a su libertad ni ponerse velo.

Los argelinos viven bajo asedio constante. El personaje es raptado por los terroristas islámicos y a través de él sabemos quiénes son y por qué se convierten en asesinos. En esta parte me acordé de las maras centroamericanas.

Cuando lo liberan, el personaje se va primero a París y luego a Nueva York contratado por una empresa que se especializa en turismo al mundo árabe. Su mujer no obtiene visa. Después de la caída de las Torres Gemelas la policía de Estados Unidos lo apresa sin pruebas, solo porque es argelino. El autor nos muestra magistralmente cómo la ignorancia, los estereotipos y el condicionamiento convierten en monstruos a los humanos.

La novela está basada en hechos reales. Brutalmente bien contada.

Sostenbilidad y financiamiento