VARIACIÓN INTERANUAL DEL IMAE

Actividad económica cumplió cuatro meses de desaceleración y cerró en marzo en 3,62%

La producción local perdió más dinamismo y subió 2,7%, dos puntos menos que lo observado 12 meses atrás


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

La actividad económica de Costa Rica, medida por el Índice Mensual de Actividad Económica (IMAE), cumplió cuatro meses de desaceleración y en marzo pasado arrojó una variación interanual del 3,62%.

Este resultado es menor al 3,68% que tuvo en febrero pasado y del 4,03% con que arrancó el año. Además, hay que tomar en cuenta que en noviembre pasado, el indicador tenía una variación de casi un 5%, por lo que la baja en estos cuatro meses es de casi un punto y medio.

Aun así, la cifra de marzo es apenas la más baja desde agosto pasado, cuando el IMAE subió un 3,25%.

No obstante, este nivel sí es mucho menor si se compara con el de marzo del año pasado (4,9%), es decir, una rebaja de 1,3 puntos porcentuales.

LEA: Actividad económica registra leve caída pero tendencia se revertiría en el segundo semestre

Ahora bien, si se analiza la tendencia del indicador –tomando en cuenta la variación de los últimos 12 meses (respecto a los 12 meses anteriores)–, en marzo el incremento fue de 4,01%, también con una desaceleración en los últimos cuatro meses, pero menos pronunciada que en el dato interanual.

Ya el Banco Central había previsto una menor actividad económica este año y proyectó que el Producto Interno Bruto (PIB) iba a tener un crecimiento real del 4,1%, menor al 4,3% del año pasado.

LEA: Banco Central proyecta un crecimiento del 4,1% para el 2017 y deja sin cambios su meta de inflación

Al eliminar las zonas francas de la medicación, la actividad económica también tiene una fuerte desaceleración y una variación interanual del 2,7% en marzo, dos puntos porcentuales menos en relación al año anterior.

LEA: Banco Central sube la Tasa de Política Monetaria por segunda vez en 2017 y llega a 2,50%

Si se analiza la situación de marzo por actividad, se observa que los sectores de actividad profesionales, científicas y otras (9,2%), la información y comunicaciones (7,0%), las actividades financieras y seguros (5,6%), la manufactura (4,0%), el comercio (3,4%) y la enseñanza y actividades relacionadas con la salud (3,0%) fueron las que más crecieron.

Cabe resaltar que la agricultura tuvo una variación del 3,3%, impulsada por la producción de frutas para exportación, en especial la piña.

En el caso de los servicios, sobresalen las actividades ligadas con el comercio exterior en consultoría de gestión financiera, recursos humanos y otros. También contribuyeron los servicios de publicidad y estudios de mercado, según un comunicado del Banco Central.

En cuanto al comercio, destaca la producción de plásticos y la venta de vehículos.

Sobre los servicios financieros, aunque el comportamiento sigue siendo positivo, se observa una caída de 8 puntos porcentuales respecto al año pasado. La principal razón de ese menor crecimiento tiene que ver con la evolución del crédito en dólares y menores comisiones por el uso de tarjetas de crédito.

Finalmente, el incremento del sector de información y comunicación se explica por el dinamismo de la demanda de telefonía celular e Internet, además de los servicios de información, programación y consultoría informática.

Sobre la manufactura, el Central resalta que la actividad general y la actividad sin zonas francas reflejan una desaceleración. En el caso de la producción ligada al sector externo el crecimiento observado se debe a una mayor demanda de productos relacionados con instrumentos médicos y odontológicos. Mientras que la actividad interna se observa un comportamiento positivo del azúcar, abonos, pesticidas y pinturas.

Del lado contrario, la construcción (-2,8%), la electricidad y agua (-2,1%), las actividades de alojamiento (-2,1%) y minas y canteras (-0,4%) fueron las actividad que tuvieron los principales decrecimientos.

La construcción se vio afectada por una menor actividad de las edificaciones del sector público (cayeron un 15,3%), mientras que la actividad privada aumentó un 2,0% gracias al aumento de eficaciones residenciales.

Estos resultados surgen en medio de un primer trimestre en el cual se ha observado un aceleramiento de los precios internos y también del tipo de cambio del dólar.

* Colaboró con esta información, la periodista María Fernanda Cisneros.

* Esta nota fue ampliada y corregida posterior a su publicación.

Sostenbilidad y financiamiento