Argentina revoca operaciones del Bank of New York-Mellon

Decisión se toma en el marco del conflicto que mantiene con un grupo de bonistas que exigen el cobro de unos $1.600 millones


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

El gobierno argentino revocó la autorización al Bank of New York-Mellon para operar en el país en el marco del conflicto que mantiene con un grupo de bonistas que exigen el cobro de unos $1.600 millones.

El jefe de Gabinete Jorge Capitanich informó a periodistas que "se ha revocado la representación del Bank of New York-Mellon (BoNY)" por incumplimiento del contrato como agente fiduciario.

La decisión fue adoptada por la Superintendencia de Entidades Financieras del Banco Central de la República Argentina.

La entidad bancaria no pudo hacer efectivo el pago de vencimientos por unos $540 millones que el gobierno argentino hizo el 26 de junio a tenedores de bonos por una orden del juez de Nueva York Thomas Griesa, quien entendió que el cobro de ese dinero no se podía concretar si antes Argentina no pagaba al contado y de inmediato $1.600 millones a los bonistas que en Estados Unidos litigaron contra el país y ganaron un juicio histórico.

Por no haberse efectivizado ese pago a tenedores de deuda que entraron en dos canjes en 2005 y 2010 -que representan el 92,4% de los acreedores- Argentina ha sido declarada en default parcial o técnico por calificadoras de riesgo internacionales. En tanto, las negociaciones entre los bonistas litigantes y el país para alcanzar una solución están estancadas.

Capitanich explicó que previamente a la medida adoptada Argentina había intimado al BoNY y denunciado el contrato mantenido con la entidad "por incumplimiento y en virtud de ello plantea la sustitución del agente fiduciario".

El Congreso argentino comenzará a tratar esta semana un proyecto de ley oficialista que contempla la emisión de nuevos títulos de toda la deuda bajo jurisdicción argentina y que serán pagaderos por un agente fiduciario en Buenos Aires con el fin de sortear la prohibición de pago que ordenó el juez neoyorquino.

Griesa calificó de "ilegales" las acciones de Argentina pero no declaró al país en desacato, a la espera de una solución del litigio.

Capitanich indicó que el 7,6% de los bonistas que no adhirieron a los dos canjes "se están organizando para establecer mecanismos de presentación o negociación con la Argentina".

Asimismo señaló que el conocido financista George Soros demandó al BoNY por incumplir el pago de bonos argentinos, en este caso por no distribuir 226 millones de euros.

Sostenbilidad y financiamiento