RESOLUCIÓN DEL TRIBUNAL CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO ANTE RECURSO DE BANCRÉDITO

BCR administrará los ¢90.000 millones de Banca para el Desarrollo

Tras firma de contrato y refrendo de la Contraloría, ente espera contar con los recursos en menos de seis meses


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

¢90.000 millones recursos del Finade.

BCR

El Tribunal Contencioso Administrativo resolvió que el Banco de Costa Rica (BCR) debe ser la entidad que realizará la gestión del Fondo Nacional de Desarrollo (Finade), unos ¢90.000 millones, del Sistema de Banca para el Desarrollo (SBD).

“A partir de la firma del contrato de administración con el Consejo Rector habrá que esperar el refrendo de la Contraloría, lo que podría durar 30 días”, dijo Mario Rivera, gerente general del BCR. “Seis meses después el BCR recibirá los recursos por parte del actual administrador. Esperamos que se dure menos”.

El Contencioso resolvió un recurso de Bancrédito -que era el administrador hasta ahora- en el cual solicitaba una medida cautelar y que se detuviera el traspaso del Finade al BCR.

La designación del BCR se realizó mediante una licitación del Consejo Rector del Sistema de Banca para el Desarrollo, en la cual participaron Bancrédito y el Banco Popular. Posteriormente, la Contraloría había refrendado la adjudicación que rige por cuatro años.

El Tribunal declaró sin lugar los alegatos de Bancrédito tras un proceso en el que consultó a las partes e incluso a la Procuraduría General de la República, explicó Rivera.

Rivera explicó que el BCR cobra una menor comisión (1,75% aproxiamadamente) que la actual (4%) por la administración del Finade. “Eso garantiza un mayor rendimiento para los recursos”, adujo.

Agregó que una de las razones principales del otorgamiento de la administración al BCR es la cobertura que tiene este ente y que esto permitiría que los recursos lleguen a más población.

Rivera aclaró que el BCR es el administrador de los recursos del Finade y que los programas de financiamiento a las empresas se otorgan a través de los bancos públicos, el Banco Popular, Organizaciones No Gubernamentales y cooperativas autorizadas por el Consejo Rector.

Esta entidades deben cumplir las condiciones solicitadas por el Consejo y contar con programas dirigidos a la micro, pequeñas y medianas empresas.

Los recursos del Finade provienen de una serie de fideicomisos paa el desarrollo que existían antes de la aprobación de la ley del SBD.

Rivera explicó que adicionalmente los bancos públicos deben otorgar un 5% de sus utilidades a programas de servicios propios de banca de desarrollo.

El Finade es uno de los fondos que conforman el SBD, junto con el Fondo de Avales y Garantías (mediante el cual los empresarios reciben un aval de hasta 75% en la presentación de solicitudes de financiamiento ante diferentes bancos y otras entidades).

A principios del año la secretaría ejecutiva del SBD había informado que para este 2012 otorgaría ¢6.000 millones en nuevos créditos y de ¢7.800 millones en nuevos avales a través de las entidades autorizadas.

Sostenbilidad y financiamiento