Diez instituciones públicas concentran el 80% de bonos colocados por venta directa

Aglutinan el 80% del volumen de títulos que coloca Hacienda por medio del sistema de venta directa

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes
  • Gráficos
  • /finanzas/Compras-directas_ELFCHA20130308_0002_5.jpg
    326x204
    Compras directas en el 2012
    / 10 MAR 2013
  • /finanzas/Principales-compradores-Hacienda_ELFCHA20130308_0003_5.jpg
    326x204
    Principales compradores de Hacienda
    / 10 MAR 2013

index

Diez entidades públicas tienden a concentrar el 80% de las colocaciones del Ministerio de Hacienda que se hacen por medio del mecanismo de venta directa.

Para el 2012, esa decena de instituciones realizó transacciones por ¢1.244 millones de un total de ¢1.526 millones que manejó el Gobierno en este esquema.

En estas operaciones participaron, en total, 32 entidades durante el año pasado, entre las que están autónomas, organismos descentralizados y bancos.

El que manejó el monto más grande fue el Banco Nacional de Costa Rica, pero lo hizo solamente en el primer semestre, pues en la segunda parte del año no registró ni un solo movimiento.

El segundo en importancia fue el Banco Crédito Agrícola de Cartago (Bancrédito), que negoció ¢136.833 millones.

El Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA), la Junta de Protección Social (JPS) y Junta de Desarrollo Regional de la Zona Sur (Judesur) también están entre los principales participantes. .

El sistema de ventas directas de Hacienda funciona únicamente con instituciones públicas mediante negociaciones bilaterales. Para registrar las operaciones se emplea el Sistema Nacional de Pagos Electrónicos (Sinpe) del Banco Central de Costa Rica (BCCR).

Dentro del Sinpe, existe el Registro de Deuda Individualizada, que es donde quedan anotados los compradores con sus respectivos montos. Los instrumentos intentan emular los existentes en el mercado de oferta pública y las tasas de interés están relacionadas con las que ofrece el BCCR en la plataforma de Central Directo.

En esta plataforma, Hacienda maneja la mayoría de los recursos a corto plazo, en especial, a menos de 180 días, a diferencia del trabajo que hace en las subastas de oferta pública, en las que los plazos se caracterizan por ser de varios años.

El saldo que manejaba Hacienda en este sistema al cierre del 2012 era de ¢628.672 millones, pero, al ser movimientos de corto plazo, muchas de las operaciones se renuevan y eso provoca que se eleve el volumen transado.

Dinero a la vista

El Instituto de Desarrollo Rural (Inder, antes IDA) precisamente hace uso de este tipo de inversiones porque requiere de dinero en el corto plazo o casi a la vista.

Su jefe financiero, Enrique Corrales, detalló que la cantidad en el volumen de las transacciones obedece a que, por procesos legales pendientes con empresas, deben mantener disponibles ¢13.560 millones.

Ese dinero se utilizaría en caso de que deban devolverlo a las compañías que están en ese litigio.

Como parte de la operación regular del Inder, Corrales explicó que la cartera tenía un saldo de ¢8.000 millones al 31 de diciembre pasado. Esos fondos son invertidos en títulos de propiedad cero cupón, específicamente en los plazos de 30, 60 y 90 días.

El corto plazo del dinero responde al giro usual del Inder, que requiere dinero para compra de fincas, pago de salarios y compras de diferentes bienes.

El principal comprador del 2012, el Banco Nacional de Costa Rica, tiene un saldo de ¢50.000 millones, que fueron invertidos varias veces.

“Eso lo hacemos para obtener algún rendimiento bueno sobre dineros que mantenemos gracias a la liquidez holgada que hemos disfrutado el último año”, dijo Bernardo Alfaro, subgerente general de crédito y finanzas.

Otro de los grandes compradores, Bancrédito, acude a este tipo de mercado por requerimientos legales.

Gabriel Cedeño, director de finanzas de este banco, explicó que el mecanismo lo utilizan para colocar el dinero del Fondo de Crédito para el Desarrollo (FCD), pues así lo determina la Ley del Sistema de Banca de Desarrollo , la cual establece las inversiones deben ser a un máximo de un año plazo.

Debido a que una parte del FCD está en dólares y que los instrumentos en compras directas no están sujetos a valoración de mercado, las inversiones les permite proteger los recursos de las fluctuaciones de precios que haya en una plaza abierta.

Bancrédito mantenía como saldo a marzo un total de ¢76.122 millones y $96,3 millones, informó Cedeño.

El volumen total transado de Hacienda en venta directa aumentó en términos reales un 5,7% en el 2012.

Ese incremento ocurrió porque una mayor cantidad de entidades que entraron en este sistema y porque otras aumentaron el volumen transado. Por ejemplo, el AyA no participó del todo en este mercado en el 2011, pero negoció ¢136.833 millones en el 2012.

Otras de las entidades que aumentaron la cantidad de dinero negociado fueron Judesur, el Instituto Costarricense de Turismo y la Refinadora Costarricense Petróleo.

El mecanismo de venta directa le permitió a Hacienda captar el equivalente al 69% de todo lo que negoció en las subastas en el 2012, según los datos de la Tesorería Nacional.

Sostenbilidad y financiamiento