PLAN DE 55 MEDIDAS PRESENTADO POR EL MINISTERIO DE HACIENDA

Gobierno presenta su arsenal para luchar contra déficit fiscal

Helio Fallas, ministro de Hacienda, planteó un menú de 55 medidas durante su comparecencia ante la Comisión de Hacendarios de la Asamblea Legislativa


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes
  • Archivos

Las nuevas autoridades del Ministerio de Hacienda atacarán el creciente faltante de dinero en las finanzas públicas con un arsenal de 55 acciones que se concentran en las áreas de ingresos, gastos, y administración financiera. 

Las medidas surgen de un diagnóstico, en el cual se utilizó como insumo el documento "Consolidación Fiscal" elaborado por la antigua adminsitración, y pretenden eliminar el déficit primario (ingresos menos gastos sin contar intereses) en dos años.

En el 2013, el faltante de dinero del Gobierno Central sin incluir el pago de intereses sobre sus deudas, fue de un monto equivalente a un 2,8% de la producción (unos ¢703.583 millones).

"Lo que debemos buscar es la sostenibilidad de las finanzas del Estado, que es una labor conjunta", dijo Helio Fallas, vicepresidente y ministro de Hacienda durante una comparacencia ante la Comisión de Asuntos Hacendarios de la Asamblea Legislativa. (Ver presentación "Pacto fiscal con desarrollo social")

Fallas aprovechó la oportunidad para recordar a los diputados la obligación legal de no crear nuevos gastos sin fuentes de ingresos, e instarlos a no amarrar fondos del Gobierno a un destino específico. 

Tijera al gasto

El área del gasto y la de administración financiera concentra la mayor cantidad de medidas propuestas con 20. 

El diagnóstico identifica los controladores del gasto como el principal problema a atacar en el frente de los egresos del Gobierno. Para atacarlos, el equipo de Hacienda pretende recortar en un 20% el total disponible para gasto superfluo, que significa un ahorro ¢23.700 millones, y congelar el 85% de las plazas vancantes del Estado. 

Para atender los problemas en los regímenes de empleo público, señalado por la administración anterior como uno de los principales disparadores del gasto público, José Francisco Pacheco, viceministro de egresos, propone abrir una mesa de diálogo para crear una nueva legislación. 

Las formas de contratación; las garantías, derechos y responsabilidades de los trabajadores del Estado; y las remuneraciones e incentivos salariales serían los ejes de la discusión que impulsará el Ministerio a partir de setiembre de este año.

"Aquí no se trata solo de establecer un salario único, este no es el único tema. Una Ley de empleo público no va a ser de efecto inmediato sobre el déficit fiscal. Cálculos de la Academia de Centroamérica establecen que de aprobarse una ley, incluso con un salario único, en 25 años tendremos un 55% de los empleados públicos bajo esta modalidad", explicó José Francisco Pacheco, viceministro de Egresos. 

Además en el menú de acciones de Hacienda está la prohibición de pagar consultorías, revisar la legislación en materia de pensiones y plantear una reforma del marco legal sobre le manejo del dinero ocioso del Estado. 

Recaudación reforzada

Las acciones en el frente de ingresos se concentran en mejorar la recaudación de tributos. Al sumar el dinero que deja de ingresar a las arcas de Tributación, ya sea por evasión, elusión o exoneración, el monto es el equivalente a un 13,37% del Producto Interno Bruto (PIB). Esta cifra es ligeramente superior a la recaudación total del 2013, que ascendió a un 13,18% en el 2013.  

La meta de Hacienda es elevar esa recaudación hasta un 14% de la producción este año. 

Para ello, presentará un proyecto de Ley antievasión, a presentarse este mes, que establecerá controles cruzados para mejorar la inteligencia tributaria que desarrolla la Dirección General de Tributación.

Para esto se establecerá que los gastos por servicios profesionales podrán ser deducidos solo si ese profesional está inscrito en Tributación. Además se propondrá que para evaluar la capacidad de pago de una persona los bancos dejen de solicitar certficaciones de contadores y opten por la declaración de impuestos. 

Paralelamente, Hacienda comenzará a realizar fiscalizaciones conjuntas de las declaraciones de renta, ventas y aduanas; al tiempo que se estudiará la situación de un 20% de los grandes contribuyentes que registraron pérdidas el año pasado. 

En cuanto a las reformas al marco legal de los impuestos de renta y ventas, Fallas aseguró que los incrementos en tasas de estos tributos quedarían aplazados hasta el 2016, en concordancia con lo prometido por el presidente Luis Guillermo Solís en la campaña electoral. 

Sin embargo, no descartó tramitar antes de ese plazo una reforma al Impuesto General de Ventas (IGV) en un Impuesto de Valor Agregado (IVA) que grave la venta de servicios sin modificar la tasa actual del 13%.

Sostenbilidad y financiamiento