Escenario de tasas reales negativas está en la mira de la banca


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

La cercanía de la cifra de la tasa básica - 6,75%, en su nivel actual - con las expectativas de inflación a 12 meses, de 6,40%, hace que la banca comercial comience a sopesar los efectos de que las tasas de interés continúen por la senda bajista que iniciaron en octubre del 2012.

Esta opinión la comparten representantes de los bancos Nacional, Scotiabank, Cathay y Bansol, quienes fueron consultados por este medio sobre la posibilidad de que en un futuro próximo se presente un escenario de tasas reales negativas.

En términos generales, una tasa de interés real, es el resultado de restar la inflación a la cifra de interés pactada en una inversión. Así las cosas, si la inflación es superior a la tasa ofrecida, se obtiene una tasa real negativa.

"Los niveles actuales de liquidez (cantidad de dinero) que se ven en el mercado producen que los costos de uso del dinero se reduzcan. (...) Además, no hay por lo pronto un retiro agresivo de liquidez de la economía lo que hace pensar que la tendencia puede mantenerse", comentó Vidal Villalobos, analista del Portfolio Advisory Group de Scotiabank.

Hairo Rodríguez, subgerente de Cathay, concordó con que el escenario es posible, pero que va a estar condicionado a la posibilidad de que la inflación también mantenga su tendencia alcista.

Empero, Bernardo Alfaro, subgerente de Finanzas del Banco Nacional, opinó que la velocidad en la reducción de la tasa básica también ha disminuido. "Su tendencia a la baja durante el último mes ya no muestra el mismo ritmo descendente fuerte que tuvo desde octubre hasta febrero", opinó.

Efectos. Para Walter Espinoza, director Financiero del banco Bansol, las tasas reales negativas traerían dos efectos sobre el ahorro:

"Por un lado estaría, el 'efecto ingreso', pues ahora los agentes deben ahorrar más para percibir los mismos intereses que vienen recibiendo lo cual aumenta el ahorro, mientras que por otro lado se da un 'efecto sustitución', peus los agentes van a consumir más en el presente y por lo tanto reducir su ahorro. Depende de cual efecto predomine, será el efecto sobre el consumo y la inversión", comentó.

Además, los banqueros opinan que podrían generarse burbujas en los precios de otros activos.

"Al abaratarse el costo del dinero, las personas tienden a endeudarse para adquirir bienes. (...) También pueden afectarse los fondos de pensiones y de inversión, pues tienden a descapitalizarse los portafolios de títulos valores", explicó Alfaro.

Según el subgerente del Nacional, desde febrero del 2007 hasta abril del 2009 la Tasa básica pasiva estuvo en niveles inferiores a los mostrados por el Índice de Precios al Consumidor. En esa oportunidad también se dio una expansión fuerte de las carteras crediticias de la banca pues las personas buscaron endeudarse a bajas tasas para consumir más.

Sostenbilidad y financiamiento