Los datos marcan, no obstante, un retorno al superávit comercial, tras el inesperado déficit registrado en febrero

Por: Agencia AFP 10 abril, 2014
La Unión Europea y Estados Unidos se ubican como los primeros socios comerciales de China, respectivamente.
La Unión Europea y Estados Unidos se ubican como los primeros socios comerciales de China, respectivamente.

Las exportaciones e importaciones chinas retrocedieron con fuerza en marzo, arrojando un excedente comercial de 7.700 millones de dólares, según datos publicados este jueves por las aduanas.

Las exportaciones de la segunda economía mundial retrocedieron un 6,6% en marzo respecto al mismo mes del año anterior, sumando $170.100 millones.

Las importaciones cayeron un 11,3% interanual, a $162.400 millones.

Las cifras sorprenden a los analistas, ya que los 16 economistas consultados por Dow Jones Newswires esperaban que las exportaciones aumentaran un 4,2% y las importaciones un 2,8%.

Los datos de marzo marcan no obstante un retorno al superávit comercial, tras el inesperado déficit de $22.980 millones registrado en febrero.

Las autoridades atribuyeron este déficit, el primero en 11 meses, a los efectos de las vacaciones del Año Nuevo lunar.

Las aduanas reconocieron este jueves las adversidades a las que se enfrenta el comercio exterior, aunque pidieron que "no se exageren las dificultades".

"En este momento, las ventajas competitivas de China en los intercambios comerciales tradicionales se están viendo eclipsadas por factores negativos, como la competencia creciente de países vecinos y los diferendos comerciales con sus principales socios", comentó un portavoz, citado en el comunicado.

El portavoz también señaló que la comparación con marzo de 2013 es muy desfavorable, porque las cifras del primer trimestre del año pasado se vieron infladas por facturaciones abusivas y declaraciones fraudulentas por parte de empresas, un fenómeno que el gobierno decidió atajar.

"Si se mira el conjunto del año (2014), aún es posible alcanzar nuestro objetivo de un aumento anual del comercio exterior en un 7,5%", añadió el portavoz.

La caída de la actividad comercial en el primer trimestre será "de corta duración", añade el comunicado, que espera un crecimento fuerte a partir de mayo, gracias a las reformas anunciadas, el esplendor de la zona franca de Shanghai y el incremento de las inversiones chinas en el extranjero.

El país tuvo en 2013 un crecimiento económico de 7,7%, el más débil en 14 años, y desde hace unos meses acusa una ralentización de la producción manufacturera.

La semana pasada, el gobierno anunció un pequeño paquete de estímulo que incluye exenciones fiscales para las pequeñas empresas y ayudas a los barrios urbanos más desfavorecidos.

Etiquetado como: