La Tesorería Nacional intercambia valores que vencerán pronto por otros de mayor plazo

Por: Juan Pablo Arias 9 julio, 2014

El Ministerio de Hacienda registró al 3 de julio pasado operaciones de canje de deuda por ¢179.771 millones, cifra mayor a la obtenida en el acumulado de cada uno de los tres años anteriores.

Este mecanismo consiste en intercambiar bonos que tienen un vencimiento próximo por otros que vencen en un periodo más extenso. Para esto, se convoca a los dueños de los títulos valores de una determinada serie para que participen en una subasta de intercambio.

"La suma canjeada durante este año representa un incremento de 55% con respecto al monto total promedio registrado en los últimos tres años y permite mostrar la consolidación de este mecanismo para alargar el perfil de vencimientos de la deuda del Gobierno Central, entre otros beneficios", explicó Helio Fallas, ministro de Hacienda.

Montos canjeados.
Montos canjeados.

Según información de la Tesorería Nacional, uno de los títulos con mayor participación en los últimos canjes ha sido el Título de Propiedad Tasa Fija con vencimiento próximo en setiembre (G240914), el cual, antes de dichas operaciones mantenía un total colocado de ¢138.465,25 millones, y una vez efectuadas, el monto en circulación pasó a ¢70.812,35 millones, lo que representa una reducción del 49% en el monto a cancelar por la Tesorería Nacional.

"Los canjes ofrecen ventajas a sus participantes: al emisor le permite alargar el perfil de sus vencimientos y reducir el riesgo de refinanciamiento y al inversionista le ayuda a reestructurar y diversificar su portafolio, lo que conlleva una mejora en la liquidez y valoración de sus inversiones", explicó Martha Cubillo, tesorera nacional.

Para la funcionaria, este tipo de operaciones reducen los vencimientos de deuda interna para el 2014 y 2015 lo cual disminuye la presión que ejerce el Ministerio de Hacienda sobre las tasas de interés por la captación de recursos en el mercado financiero.

Cubillo considera que el esfuerzo para lograr un mayor acercamiento y comunicación con los tenedores de la deuda ha generado los frutos esperados, y el aumento en el monto canjeado durante el primer semestre del año es una muestra clara de la mayor aceptación de estas operaciones por parte de los inversionistas.

Como parte de la estrategia de gestión de deuda, Hacienda continuará realizando este tipo de operaciones durante los próximos meses.

Bajo control

Según los analistas de la firma Aldesa, en su blog Pulso Bursátil, el Ministerio de Hacienda de Costa Rica ha dejado claro que tiene el control sobre los precios de venta de sus bonos en las subastas del mercado bursátil nacional.

Ejemplo de esto es la última subasta de su bono de deuda interna en dólares, que recibió ofertas por 134 veces el monto finalmente colocado.

Mediante esta acción, quedaron por fuera intenciones de compra incluso a precio de mercado. Así, la señal que envía el Ministerio de Hacienda es que no está en necesidad de vender sus bonos a precios más bajos que los de referencia.

También, gracias a la emisión de Eurobonos, el Gobierno logró captar importantes montos en el mercado local a través de la venta de bonos de deuda interna sin presionar las tasas de interés.

Etiquetado como: