"Hay que entender bien el beneficio que debe tener la regulación y los costos"

José Luis Arce, nuevo presidente del Conassif, habla de las propuestas sobre el desarrollo del mercado de valores.


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

El nuevo presidente del Consejo Nacional de Supervisión del Sistema Financiero (Conassif), José Luis Arce, reconoce que algunos requerimientos de la regulación financiera pueden ser redundantes hoy en día, pero que también van a tener que extender la supervisión en otros ámbitos.

Arce asumió el puesto en la primer semana de setiembre y en medio de propuestas de cambio para uno de los sectores regulados por esta entidad, el mercado de valores de Costa Rica.

Entre los elementos que está moviendo el sector están un superintendente recién nombrado, una comisión que estudia el desarrollo de mejores condiciones para el mercado y un diagnóstico que detalla los principales problemas y eventuales soluciones, elaborado por asesores del Banco Mundial.

Ese diagnóstico forma parte de los insumos que pretende tener la comisión para tomar decisiones. Se trata del "Plan de ruta estratégico para el desarrollo del mercado de valores de Costa Rica", elaborado por International Finance Corporation (IFC) del Banco Mundial y presentado el pasado 22 de agosto.

En medio de esos movimientos, Arce pretende inculcar un enfoque diferente en la regulación, algo que cierre el círculo de la supervisión basada en riesgos y que se trata de la supervisión macroprudencial.

Esta se trata de ver el sistema financiero desde dos grandes áreas: la solvencia que tengan las entidades y el comportamiento que muestren en el mercado.

Lo siguiente es continuación de la entrevista que hizo EF a José Luis Arce Durán.

¿Es también la hoja de ruta que propusieron los especialistas del Banco Mundial una meta o una bandera del Conassif?

No es una bandera de los órganos de supervisión. El Consejo lo que hará es utilizar el diagnóstico que se deriva de la consultoría del Banco Mundial, e incluso, las discusiones que están siendo muy ricas en el marco del Consejo Nacional de Desarrollo del Mercado de Valores, para retroalimentarse y obtener la información que se necesita para poder dar el aporte que dentro su marco institucional.

"En palabras más sencillas, el Consejo lo que hará es escuchar, va a valorar lo que se está proponiendo y contribuirá en la medida en que su contribución sea valiosa y sobre todo, preserve sus obligaciones legales, y sobre todo dentro del marco de institucionalidad del sistema financiero.

"Si los temas son reglamentarios, el Consejo lo que tendrá es la disposición de escuchar las posiciones de los diferentes participantes y si es necesario hacer cambios, y si los cambios se justifican dentro de nuestras obligaciones legales y dentro del marco de supervisión que tenemos, se realizarán.

Pero el Consejo puede vetar cambios a reglamentos.

Yo no estoy diciendo que no los vayamos a vetar. Aquí hay que entender una cosa, si nos sentamos un supervisor y un participante del mercado, los incentivos que nos mueven son diferentes. Probablemente el participante del mercado, buscará una regulación más laxa en la medida que lo que ve es el beneficio privado. Y el beneficio privado, probablemente con regulación, se ve más restringido.

"El Consejo no solo ve un mercado que hay que desarrollar, al Consejo le preocupa además que ese desarrollo sea consistente con un mercado estable, con protección a los inversionistas y con las obligaciones legales.

"Y nuestra disposición es escuchar, participar y aportar los insumos que podamos dar en los foros que existan, pero no creo que seamos la parte más importante, pues las mayores barreras que están mencionadas en la hoja de ruta y otros temas institucionales –que van a requerir cambios en la Ley– probablemente van a ser los más difíciles.

También se dice que estamos sobreregulados. ¿Cuáles son las pruebas de que existe un mercado sobreregulado?

Probablemente el énfasis de la regulación ha estado concentrado en ciertos elementos muy específicos que implican trámites y costos muy evidentes para los regulados y tienden a generar incomodidad. Y son todos procesos de registro de oferta pública y prospectos que son costosos, lentos dan confort a las Superintendencias y dan a los regulados.

"Entender la naturaleza económica y financiera de las cosas, más que preocuparse si está firmado un documento por el abogado o si está autenticado. Ahí sí estamos sobre regulados.

"En otros temas, por ejemplo, en la regulación sobre comportamiento de mercado, conflictos de interés, áreas del sistema financiero que no están cubiertas por la regulación y que es necesario que estén supervisadas y reguladas, ahí todavía más bien hace falta una mayor cobertura.

"En algunos componentes más bien vamos a tener que bajar los requerimientos porque pueden ser redundantes, Pero en otras áreas habrá que extender el ámbito de la supervisión. La regulación es como los impuestos, odiosos, sobretodo si uno es regulado. Pero hay que entender bien el beneficio que debe tener la regulación y los costos.

La hoja de ruta dice que hay indicios de un mercado desarrollado, ¿Cuáles indicios de desarrollo hay en un mercado que negocia primordialmente una cosa?

Más que indicios de mercado desarrollado diría que es la potencialidad para crear un mejor mercado. Y creo que la creación de un mejor mercado pasa por varias partes, una parte, no lo dudo, será la regulación que tendrá que mejorar. No solo desde el punto de vista de costos, sino también de si es apropiada para que se logre crear una adecuada mezcla entre innovación, dinamismo de mercado, transparencia, buenas conductas de mercado y protección a los inversionistas.

"En ese campo hay espacio para la regulación. Creo que también hay un espacio enorme de mejora en la medida en que los participantes entiendan que sus comisiones dependen del valor que añaden y no del peaje que cobran.

¿Comparte la idea de crear un mercado over the counter?

El manejo de la deuda pública es crucial para el mercado de valores en Costa Rica porque proporciona la curva soberana y es independiente de la bolsa o donde se negocie. Más bien, corresponde al emisor tener políticas más claras de emisión y ordenamiento de las emisiones de manera que proporcione el valor adicional que necesita el mercado de valores como punto de referencia.

"Mercados como los nuestros que son poco líquidos, tienen problemas de valoración, casi todo lo valoramos con vectores más que con transacciones, en parte porque esa curva soberana o punto de referencia que nos da la deuda pública, no está siendo provista de manera apropiada por un tema de gestión de deuda pública. Entonces, el Gobierno y el Banco Central  –y eso ya no es un tema de regulación–  si quieren propiciar el desarrollo del mercado de valores, la liquidez, y la bursatilidad y la formación de precios, van a tener que entrarle al tema.

Sostenbilidad y financiamiento