I CONGRESO DE CAPITALISMO CONSCIENTE DE COSTA RICA

Empresarios deben conocer el propósito de sus empresas para dirigirlas con consciencia

Líderes empresariales recomiendan aplicar cambios filosóficos a la administración de la empresa, para maximizar los beneficios que esta pueda generar a la sociedad y a sus stake holders


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

"El propósito logra que cada una de las personas de la empresa se comporte como el líder", afirma Manuel Zúñiga, presidente ejecutivo de Cuestamoras.

Este fue uno de los argumentos con los que un grupo de empresarios costarricenses quiere persuadir al sector productivo nacional para que trascienda el ejercicio de su negocio y encuentre el fin superior que cumple su empresa con el producto o servicio que aporta a la sociedad.

La afirmación se dio en el marco del panel "El impacto del empresariado consciente en el desarrollo integral de Costa Rica", con el que concluyó el I Congreso de Capitalismo Consciente en el país, el pasado 25 de agosto.

En el conversatorio final también participaron Luis Javier Castro, presidente de Mesoamérica Investments; Luis Gamboa, presidente de Vedova y Obando, y Pablo Vargas, CEO de Café Britt. Con ellos estuvo el fundador del movimiento Capitalismo Consciente, Raj Sisodia, y la periodista Yanancy Noguera, quien fungió como moderadora.

Las cuatro empresas representadas en la conversación comparten la particularidad de haber plasmado el concepto de "propósito" como fin superior de sus negocios, por encima de la actividad comercial principal que ejercen. Además, mantienen relaciones de beneficio mutuo con sus comunidades inmediatas y también con sectores específicos, como parte de su operación y no en programas paralelos. 

"Venimos de la caridad, evolucionamos hacia la filantropía, pero ahora los empresarios hemos entendido que somos parte de algo mayor, integrantes de una comunidad, de un país y de un mundo interconectado. Aunado a esto, las empresas han tenido que asumir un rol más participativo en la sociedad. Los empresarios tenemos que devolverle al país. Hay que involucrarse", afirma Luis Gamboa.

LEA: Reconózcalo, usted tiene talento, pero también suerte

Sector en evolución

Además de presidir Mesoamerica, Castro también es presidente de la Asociación Empresarial para el Desarrollo (AED) y relató el proceso de replanteamiento que vivió la Asociación.

"Hace tres años, evolucionamos a que el sector empresarial tenía que ser uno con propósito, y AED también. El propósito de AED es promover una sociedad próspera, inclusiva, digna, con respeto al medioambiente, por medio de un sector empresarial articulado y consciente", explica. 

Ya Sisodia había explicado a EF que esa consciencia se refiere a subir el nivel de alerta de las empresas y a trascender el objetivo único de maximizar ganancias económicas por la priorización de un propósito que genere únicamente impactos positivos para todos.

LEA: ¿Qué es el capitalismo consciente? Su precursor explica los puntos básicos

Pablo Vargas asegura que el crecimiento nacional e internacional de los negocios de Britt es fruto precisamente de desarrollar una empresa con una visión integral de todos los componentes de su operación, incluidas personas, comunidades y la sociedad.

 "Todo ha tenido un hilo conductor: mejorar la vida de las personas, hacer más felices a las personas", afirma.

El sentido de encontrar este propósito es enfocar todas las actividades empresariales hacia él. Tomando como ejemplo el caso de Britt, si una empresa tiene como propósito hacer más felices a las personas, sería incompatible con su negocio una relación de explotación con proveedores o sus colaboradores, pues aunque no son los clientes directos de su producto, sí son parte del público primordial que atiende: la sociedad.

El propósito es un concepto filosófico, pero que sirve de guía para las actividades tangibles. El planteamiento del capitalismo consciente es que una empresa que comunica adecuadamente su propósito y lo vive, genera una cultura de compromiso entre sus colaboradores, porque estos encuentran un sentido superior para su trabajo.

Los cuatro empresarios costarricenses aseguraron que son los ejecutivos de su perfil (CEOs, presidentes, primeras líneas de poder de decisión) los llamados a tomar el primer compromiso, o la empresa no tendría éxito en la definición de su propósito. Fernando Leñero, presidente del capítulo de Capitalismo Consciente Costa Rica, había afirmado antes algo similar: En la gerencia se delega, pero en el liderazgo se tiene que ejercer desde el ejemplo

Consciencia con buenos resultados

Durante el Congreso también se expusieron tres casos de éxito de empresas que abordan sus negocios incluyendo a todos sus stake holders. 

Adelaida Nieto, de La Montaña Azul, priorizó la situación de una empresa con la comunidad que la acoge: si la actitud es llegar a ser un ciudadano más (ser parte, en lugar de relacionarse), se generan situaciones de crecimiento y beneficio mutuo.

Lorena Rodríguez, de LL Bean Costa Rica, hizo énfasis en el valor de la confianza hacia los colaboradores como medida para crear compromiso, asegurando que su rotación voluntaria ronda el 4%, muy por debajo del promedio del sector. Rodríguez incluso afirmó que no aplican controles durante las jornadas de teletrabajo, porque el mejor control es el logro de los objetivos.

Manfred Pérez, de Universidades.cr, afirmó que suplir una necesidad con responsabilidad y no solo considerando al público más rentable le da solidez al negocio y le permite a sus colaboradores disfrutar de lo que hacen por las personas que acceden al portal, mientras generan resultados de negocios.

El Congreso acogió 230 personas de diferentes empresas con operaciones en Costa Rica y marcó el lanzamiento del capítulo de Capitalismo Consciente en el país.

LEA: Grupo de costarricenses quiere impulsar la práctica del capitalismo consciente en el país

La organización ofrecerá charlas, talleres y asesorías para dar a conocer la filosofía y planea una nueva versión del congreso en 2017.

Sostenbilidad y financiamiento