DIRECCIÓN ESTRATÉGICA

El gerente debe sentirse realizado para ser un verdadero líder

Un gerente debe conocerse para identificar sus limitaciones y potenciar sus habilidades


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Vídeos
  • Imágenes

Innovarme: Taller de autoconocimiento que se impartirá en Ulacit la próxima semana (miércoles 4 y jueves 5 de julio). Horario: 8 a.m. a 5 p.m.

¿Qué es el autoconocimiento? Según el coach y consultor, Ronald Rojas, y la capacitadora de crecimiento personal, Evelyn Rojas, es una de las competencias fundamentales de la inteligencia emocional y un requisito indispensable para que los gerentes modernos tengan éxito en su gestión.

"Podemos estar orientando nuestra vida a no realizarnos nunca y eso es lo que corrige el autoconocimiento. Más que saber quién es uno, es vivir la vida que uno quiere vivir", explica Evelyn Rojas.

Si se pregunta por qué una experiencia tan personal e individual puede relacionarse con el éxito de su gestión gerencial, la capacitadora asegura que la clave está en las relaciones. "Cuando un ser humano ha hecho contacto consigo mismo le resulta facilísimo hacer contacto con los demás. Cuando una persona reconoce sus necesidades, es mucho más fácil sentir las necesidades de otro. Esa es la forma en que se conecta la gente", dice.

En la actualidad, esta capacidad de relacionarse es fundamental para ser líder, pues la autoridad del cargo no es herramienta suficiente para el éxito, pues cuando la comunicación se da de puesto a puesto y no de persona a persona, fluye en forma incorrecta.

Para Ronald Rojas, el gerente es el primer responsable por el correcto funcionamiento de su grupo, pero, sin esta habilidad personal, esa tarea resulta imposible. "Cuando no nos conocemos, echamos la culpa hacia afuera, pero cuando nos conocemos, comenzamos a preguntarnos qué puedo hacer yo diferente, a pesar de tener el mismo entorno", asegura.

En sus experiencias como gerentes y ahora como consultores de empresas que operan en Costa Rica, ambos especialistas han encontrado ambientes de trabajo deteriorados, luchas de poder y predominio de los egos, que generan insatisfacción.

"En un 90% de las empresas que pasamos, la gente no está disfrutando sus ocho horas. Están divididas como en dos bandos, pero contrarios. ¡Es rarísimo, porque trabajan para la misma empresa! Son los jefes contra la gente, entonces ni los jefes están logrando su gestión de liderar, orientar e inspirar, ni la gente está contenta con el jefe que tiene", comenta Evelyn Rojas.

Esto deriva en alta rotación, poca inspiración y, por consecuencia, malos resultados de la operación. Para corregir esto, los gerentes deben asumir el reto de desarrollar su equilibrio personal, que les permita sentirse realizados y así inspirar a su equipo con el ejemplo.

Sostenbilidad y financiamiento