Mercado reta a franquicias de café

Port City Java cerró su único local ante la llegada de Starbucks; otros como Saboratéycafé ingresan

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Luego de seis años de operar en el país, la marca estadounidense de cafeterías Port City Java cerró el pasado 31 de enero su último local –ubicado en Librería Internacional de Moravia– a causa de la llegada de su más fuerte competidor, Starbucks.

La salida de la franquicia fue confirmada por Leonardo Acuña, uno de los socios que trajo el concepto en julio del 2006 con la apertura de una primera tienda en Lindora, que poco tiempo después fue cerrada.

Un segundo punto de 100 metros cuadrados (m²) se inauguró en la zona norte de San José en el 2009. Acuña cuenta que las ventas rondaban entre los ¢5 y ¢6 millones mensuales, pero desde que, en diciembre pasado, Starbucks abrió su segunda cafetería en el mall Lincoln Plaza esa cifra cayó hasta en un 40%.

“La apertura de ese centro comercial afectó muchísimo a los negocios que estaban alrededor y el posicionamiento de Starbucks en los costarricenses es muy fuerte”, comentó Acuña.

El fracaso de esta cafetería no es un caso aislado, pues en los últimos años han entrado y salido varios conceptos internacionales dedicados a ese sector.

Por ejemplo, la franquicia argentina Havanna Café llegó en el 2006, abrió tres locales en Multiplaza Escazú, Multiplaza del Este y en Mall San Pedro y dejó de operar unos cuatro años después.

Mario Reifer, propietario del negocio –que también incluía distribución de productos de la marca en supermercados–, le achacó el cese de operaciones a lo pequeño del mercado y a la poca aceptación de los artículos argentinos.

Además, afectó la corta vida útil del producto perecedero de Argentina y las dificultades logísticas para importarlo.

The Coffee Cup, de origen salvadoreño, es otra de las cafeterías que arribó de la mano de la empresa Coffee and Talk S. A. en diciembre del 2008.

Su primer local lo ubicó en Plaza Grecia en Alajuela. Meses más tarde, abrió dos más en centros comerciales de la capital, pero ya en el 2011 no había vestigios de su presencia en el mercado.

¿Por qué la inestabilidad? Para Leonardo Acuña, se trata de un negocio que depende mucho de la ubicación estratégica, debido a que la gente usualmente visita el café cercano a su lugar de residencia. Otro factor que afecta es la dinámica proliferación de conceptos extranjeros.

Mercado atractivo

A pesar de las salidas de cafeterías internacionales, aún existen otras que siguen apostando por este mercado y negocios ticos que continúan en expansión.

La última franquicia en unirse a la lista es la española Saboratéycafé, traída por la empresa consultora Franquicia 506.

Juan Carlos Fallas, vocero del negocio, aseguró que en abril próximo se inaugurarán los primeros dos locales en el país, específicamente en los centros comerciales Plaza del Sol (Curridabat) y Plaza Altamira (Tres Ríos).

Cada uno requerirá una inversión cercana a los $100.000, pues ocupan espacios de entre 40 m² y 80 m². Según Fallas, el plan es abrir 4 locales por año hasta completar 12. De igual manera, la marca quiere llegar a Guatemala, El Salvador y Panamá.

¿Cómo planea competir? Una oferta combinada de té, café, smoothies , helados y comidas frías es lo que trae la española.

Entretanto, la cadena guatemalteca Café Barista –propiedad de Corporación Multinversiones (Pollo Rey y restaurantes Campero)– había anunciado su llegada al país para el 2012.

Empero, Walter de la Cruz, gerente del negocio, detalló que los planes se cambiaron y, aunque el interés se mantiene, no se abrirán durante este año.

Por su parte, la franquicia hondureña Espresso Americano se estableció en suelo tico en diciembre del 2011 y ya ha abierto tres locales (Multiplaza Escazú, tienda Universal Sabana y Universal Multiplaza del Este).

Alejandro Herrera, gerente de la marca manejada por la compañía Casual Dining S.A. (capital tico y hondureño), anunció la inversión en cuatro nuevos puntos: uno en Escazú y tres en el City Mall Alajuela en 2014.

Entretanto, Starbucks, con casi un año en el país y dos locales (Avenida Escazú y Lincoln Plaza), ha generado gran expectativa. Aunque todavía no han sido reveladas las ubicaciones de sus nuevos locales, los pasos de su socio estratégico en el país, la desarrolladora Portafolio Inmobiliario, pueden ser una pista de lo que viene.

Esa empresa inaugurará un nuevo centro comercial llamado Mango Plaza en Alajuela (mayo próximo) y ya planea la segunda etapa de Plaza Bratsi en Heredia.

A toda esa competencia, hay que sumarle el movimiento de nombres nacionales como Spoon y Kafehaus.

Clemencia Palomo, gerenta de Spoon, dijo que la cadena planea operar tres restaurantes más durante este año, con lo cual llegaría a 29 locales.

Por su parte Kafehaus, acaba de inaugurar cafeterías en Lincoln Plaza y Paseo Metrópoli, y este año apostará por consolidar su marca.

“El mercado está saturado y sigue con tendencia de crecimiento, mientras que la demanda es prácticamente la misma e, incluso, hay un consumo desacelerado”, opina Palomo.

Por su parte, Eugenia Chacón, de Kafehaus, comentó que hoy en día es común observar una guerra de precios y promociones.

Sostenbilidad y financiamiento