15 DE MARZO, DÍA DEL CONSUMIDOR

MEIC celebrará día del consumidor con propuesta de reformas a la ley

Comisión del Consumidor pretende acercarse a ciudadano con denuncias online


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

El 15 de marzo es el Día del Consumidor y el Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC) lo quiere celebrar presionando a los diputados para aprobar un proyecto de reforma a la Ley 7473 de Promoción de la Competencia y Defensa Efectiva del Consumidor, vigente desde hace 18 años, pero con importantes carencias de regulación en el contexto económico y comercial actual.

Cinthya Zapata, directora de la Dirección de Apoyo al Consumidor, órgano adscrito al MEIC, detalló que los cambios representarían un hito porque incorporaría regulaciones sobre derechos colectivos, es decir, la capacidad que tienen los consumidores para presentar denuncias en forma organizada, por ejemplo, de contratos masivos o contratción por adhesión, cuyo impacto en el mercado sería evidente.

Mañana, esta unidad realizará varias actividades con motivo de la celebración, en la Plazoleta de las Garantías Sociales; se recibirán quejas y denuncias por parte del ciudadano pero también se evacuarán dudas e inquiettudes relaciones a los derechos del consumidor.

Sin embargo, el principal llamado será hacia la Asamblea Legislativa para que apruebe las reformas.

Zapata reconoce que hay fuerzas e intereses que podrían estar atrasando la aprobación de la ley y diputados reticentes a dar el paso. Sabe también que presentar denuncias individuales es muy diferente a resarcir denuncias colectivas en materia del consumidor. Para el sector productivo y empresarial, el peso de las segundas tendría una potencia elevadísima.

Se trata, dijo, de un texto sustitutivo, de mejora a la propuesta original. Actualmente, está siendo analizada por una subcomisión.

"Definitivamente, el consumidor costarricense está más informado pero le hace falta esa capacidad organizativa, que se una en su comunidad, vecindario para pelear por sus derechos", detalló.

En estas regiones se podrían realizar tanto audiencias de procedimiento (cuando la denuncia se desarrolla vía proceso administrativo) como de conciliación. Así como hay barrios y comunidades que se organizan para combatir al hampa, dijo la funcionaria, también se pueden organizar para paralizar un montón de prácticas abusivas y feas contra el consumidor. Esa publicidad boca a boca y el control de las comunidades es muy fuerte.

No todo es San José

Uno de los objetivos que se han planteado el MEIC y la Dirección de Apoyo al Consumidor es acercarse al consumidor de otras regiones fuera de la capital o del Valle Central. Quieren llegar a las comunidades, realizar audiencias de conciliación y reuniones de formación en Limón, Pérez Zeledón, Zona Norte. Sería la ventana de oportunidad ideal para sensibilizar a las empresas y al ciudadano.

Unido a lo anterior, otro proyecto que desarrollan es montar una plataforma de recepción y seguimiento de denuncias vía remota para evitar los altos costos que implica el desplazarse el denunciante y denunciado hasta San José, o de los funcionarios del MEIC hacia el lugar donde ocurrió la violación a la ley para efectuar las notificaciones.

Zapata contó que esta mediación a distancia requiere una plataforma tecnológica ágil y eficiente. Implica, a fin de cuentas, aseguró Zapata, transparentar procesos. La iniciativa se viene trabajando desde hace cinco meses y ha logrado reunir a Microsoft, a un socio de esta compañía, a Radiográfica Costarricense (Racsa) y al Ministerio. "Solo falta que se alineen los planetas porque implica un elemento financiero importante", acotó.

Con el sistema, el ciudadano podrá interponer la denuncia, un funcionario la responderá, lo guiará y le dará seguimiento al caso. Eso implicará nueva carga de trabajo porque las denuncias online no se resuelven solas, hay un recurso humano detrás de cada una.
Otro proyecto en el que la dirección del Consumidor se abocará este año será el de incrementar los controles y regulaciones sobre espectáculos públicos y ventas a futuro. Se trata, por ejemplo, de todo lo que tenga que ver con bienes inmobiliarios, planes vacacionales, tiempos compartidos y planes funerarios entre otros.
Zapata reconoce que hay mucha estafa alrededor de ambos temas y un punto ciego para el administrado. Como la Dirección asumió nuevas competencias de control a partir de enero pasado, intentará mejorar el control con ayuda de la unidad de estudios económicos.
"Veremos al sector reaccionando, incómodos sobre todo aquellos que han estado a la libre. Ejerceremos control cruzado con sistemas de información porque lo que queremos es empoderar al usuario para que pueda reclamar el estado de su contrato teniendo con nombres y apellidos de la empresa que le vendió el plan a futuro", dijo la funcionaria.
Sostenbilidad y financiamiento