ES SIMILAR AL ÍNDICE DE POBREZA MULTIDIMENSIONAL DEL INEC

Empresas de Costa Rica tienen nueva herramienta para medir y atacar la pobreza de sus colaboradores

Asociación Horizonte Positivo lanzó el Índice de Pobreza Multidimensional Empresarial (IPMe), una plataforma que guía a las firmas para profundizar en las carencias de sus empleados


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

La Asociación Horizonte Positivo, con el respaldo de la Universidad de Oxford, creó el nuevo Índice de Pobreza Multidimensional Empresarial (IPMe) con el fin de medir y atacar la pobreza de una manera más acertada entre los colaboradores de las empresas.

Se trata de una plataforma creada por esta asociación sin fines de lucro y apolítica que busca una manera de que el sector privado ataque carencias específicas desde su comunidad inmediata (empleados internos), y a futuro se logren trasladar y reflejar en mejores resultados e impactos positivos a nivel país, comentó André Garnier, presidente de Horizonte Positivo.

El IPMe es una plataforma que permite hacer una encuesta a los colaboradores que de manera voluntaria lo deseen.

Cada empresa (aunque no sea afiliada a Horizonte Positivo y de cualquier sector productivo) puede obtener la herramienta a un costo proporcional a su tamaño, aunque accesible porque se busca expandir tanto a micros, pequeñas, medianas (pymes) y grandes empresas.

Horizonte Positivo está conformada, hasta el momento, por 65 afiliados y  también trabaja en otros proyectos para buscar soluciones a problemas, y funciona con contribuciones de los mismos miembros.

Actualmente, ya existen 10 empresas que están en el proceso de aplicación del IPMe, entre las cuales destacan por su anticipación en la aplicación y buenos resultados BAC Credomatic, Purdy Motor y CCK.

LEA: Educación superior y telecomunicaciones revelan las dos caras de Costa Rica

Empero, la proyección del programa es  finalizar este 2017 con 25 empresas que utilicen la herramienta y para el 2018 la meta es llegar a 100.

De esas tres empresas que ya aplicaron la plataforma para reconocer las mejoras que podrían implementar, CCK es la que ha tenido la mayor participación de empleados, ya que de su planilla conformada por 79 personas, el 100% aplicó la encuesta.

LEA:Creciente inversión en educación no se refleja en más acceso de hogares pobres a las aulas

No obstante, los resultados de empresas como BAC Credomatic y Purdy Motor han sido muy positivos.

De los 6.835 colaboradores que tiene BAC Credomatic, el nivel de participación ha sido  de un 67,1%, es decir, ya 4.583 personas completaron el IPMe.

Por su parte, en Purdy Motor, 503 personas (un 49% de la planilla) ya participaron.

¿Cómo puede aplicarse?

José Aguilar, director ejecutivo de Horizonte Positivo, explicó que la herramienta logra medir 19 carencias que podrían estar impactando la situación familiar de los empleados, y se guía de manera similar al Índice de Pobreza Multidimensional (IPM), que se calcula en Costa Rica desde el 2015. 

El IPMe mide indicadores específicos y similares a los del IPM nacional ejecutado por el INEC, sobre las carencias que tienen los hogares pobres, pero en este caso en en seis  áreas, a saber:  educación, vivienda, salud, trabajo, protección social y una sección sobre la situación financiera de las familias.

LEA:Incumplimiento del salario mínimo es cada vez mayor en Costa Rica

"La idea es que que la empresa que ya maneja la información de sus empleados  tenga una base confidencial para generar una solución en departamentos como Recursos Humanos (RRHH)  y áreas de Responsabilidad Social Empresarial (RSE).  Esa base le permitirá saber qué debe atacar en caso de estar interesada en contribuir con lo que realmente es una necesidad del colaborador , mejorar así su calidad de vida y por ende, aportar a largo plazo mejores resultados a los indicadores país", resaltó Garnier.

Horizonte Positivo trabaja hace cinco años en la estructuración y coordinación de esta plataforma, así como en las sinergias con las entidades gubernamentales que pueden seguir apoyando las necesidades de los trabajadores.

El principal objetivo para Garnier es que no solo facilite el acceso a conocer la realidad de cada familia, sino que  genere estadísticas útiles que  permitan que las mismas entidades y empresas trabajen en conjunto, compartan sinergias y ataquen las principales necesidades de sus empleados y hogares.

Lo anterior no significa de que los esfuerzos que realizan firmas en áreas de RSE y RRHH actualmente no tengan buenos frutos. Sin embargo, puede convertirse en un gran incentivo para mejorar mediante, por ejemplo, ayuda en financiamiento, educación, salud, cuido y otros aspectos que refuercen y sean esenciales para el bienestar familiar.

"Por ejemplo, pueda ser que un empleado se le pague el salario mínimo y se cumpla como empresa, pero sea el único ingreso del hogar y hayan muchas otras carencias en las que se le pueda colaborar e incentivar como colaborador", resaltó Garnier.

Precisamente, entre las variables que mide el índice se encuentran aspectos como el rezago educativo, servicios como el agua, recolección de basura o desechos, hacinamiento, estado de las estructuras de los hogares, acceso o no al  uso de internet, acceso a pensiones, cuido de adultos mayores y otros.

Aunque el modelo está pensado para una mejora social a nivel país, las firmas también tendrían sus beneficios. Por ejemplo, mejorar el estado de ánimo de sus empleados, su capacidad como profesional e incentivar su fidelidad hacia la firma, podrían bajar los niveles de rotación y mejorar el rendimiento.

Metodología

De acuerdo con los voceros, Costa Rica es el primer país a nivel global en aplicar este indicador en el sector privado con el fin de expandirlo. 

Aguilar explicó que cada firma interesada en adquirir la plataforma, lo primero que debe hacer es una alianza entre la empresa y Horizonte Positivo.

Después, se realiza una capacitación con herramientas tecnológicas, seguido de la aplicación de la encuesta, los análisis de resultados, el diseño de programas de soluciones y la ejecución de programas de solución diseñados por la empresa.

Además, se firma una carta de entendimiento en la cual se establecen todos los detalles de levantamiento de información (consentimiento informado), definición de fechas para capacitación y demás procesos técnicos propios de la implementación del programa.

El proceso es completamente confidencial, y cada empresa es la que maneja la información de manera individual para atacar lo que considere o no con sus propias estrategias.

LEA:Internet representa una limitación para los hogares pobres

No obstante, Garnier no descartó la posibilidad a futuro de lograr procesar resultados generales o promedios informativos del impacto que tendrá el IPMe al menos por cada sector productivo (tomando en cuenta las empresas que participan) para saber realmente cuál es el aporte a los índices  más rezagados y la brecha social del país que está dando este programa, si ayudan o no a bajarlos y si está surtiendo un efecto positivo, que a su vez, motive a otras compañías y colaboradores a participar.

Sostenbilidad y financiamiento