Inteco invita a proyectos verticales a certificar sus procesos

Sello de certificación es voluntario y tiene una vigencia de un año


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Garantizarle al cliente que un proyecto cumple con todas las exigencias legales de construcción que existen en el país, es lo que pretende el Instituto de Normas Técnicas de Costa Rica (Inteco) y la Cámara de la Construcción (CCC) mediante una nueva "certificación de edificaciones verticales".

    Andrés Ramírez, miembro de la unidad de certificacion de producto de Inteco, explicó que el sello viene a garantizar que el proyecto, desde la preventa, cumple con todas las formalidades y permisos necesarios, con el fin de que los costarricenses puedan tener la seguridad de comprar una vivienda de calidad.

    Recalcó, fue a finales del año anterior que se trabajó en el desarrollo de los requerimientos para certificar las torres de viviendas o edificaciones verticales. Desde ese momento se ha logrando certificar, en una primera etapa, un solo proyecto: Torres Fuente del Sol, ubicado en Calle Fallas de Desamparados.

    Sin embargo, esperan en los próximos meses aumentar el número de reconocimientos. Un proyecto de la desarrolladora inmobiliaria, Fomento Urbano, ya inició el proceso. Este y otro proyecto serán revelados por Inteco en meses venideros.

    "La certificación consiste en dos etapas. El primer paso es la evaluación de la etapa documental. Esta es donde se analizan todos los permisos, los vistos buenos de Setena y de las municipalidades, disponibilidad de aguas, ensayos de compactación del suelo y de movimientos de tierras, entre otros. La segunda etapa se centra en la parte constructiva, la cual toca aspectos como evaluación de cimientos, levantamiento estructural del edificio, la obra gris y los acabados, entre otros”, dijo Ramírez.

    Además, la certificación toma en cuenta otra serie de lineamientos, que van desde que el proyecto cuente con un sistema de control de proveedores, quejas y reclamos hasta la forma en que se cierra negocio con un cliente.

    Para que una compañía pueda certificar su desarrollo deberá tomar en cuenta que para hacerlo, el proyecto no deberá tener un grado de avance superior al 50%, como principal requisito.

      "Recomendamos a la empresas que tome en cuentan el proceso desde que inician el proyecto. Este es el único limitante, porque si una obra va muy avanzada no vamos a tener la posibilidad de supervisar todos los elementos a evaluar. Además, debe tener más de dos pisos", subrayó el especialista.

      Concluyó, si bien obtener la normativa no es un proceso sencillo y rápido, como cualquier otra garantía, pues depende de los mismos avances de la obra, se hace un llamado para que los desarrolladores vuelvan los ojos a la normativa y le den un sello diferenciador a sus construcciones.

      Tener al día las certificaciones del Colegio de Ingenieros, un desarrollador afiliado a la CCC y un equipo a cargo del proyecto con más de cinco años de experiencia, son parte de los requisitos.

      Los interesados podrán solicitar más información al teléfono 2283-4522 de Inteco.

      Sostenbilidad y financiamiento