Solo 30% de las empresas familiares logran pasar a la segunda generación

Cámara de Industrias realizará Congreso de capacitación para empresas familiares este viernes 1 de noviembre


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

El 90% de las empresas de Costa Rica son familiares, las cuales aportan alrededor del 70% del empleo del país. Sin embargo, para las grandes y las pequeñas compañías, el gran reto para poder seguir en el mercado es la sucesión cuando el fundador decide retirarse.

En promedio, una empresa familiar dura unos 24 años, que es el tiempo que suele estar al mando el fundador, pero, tras su salida, solo el 30% logra seguir en pie con su segunda generación, informó Arlette Urrea, coordinadora del programa de fortalecimiento de la empresa familiar de la Cámara de Industrias.

Grupo Servica está dentro de ese 30% y está en proceso de capacitar a su tercera generación. Carlos Chavarría, actual presidente y gerente general, es hijo del fundador Enrique Chavarría. 

Como parte del proyecto acordado por la familia, cuentan con un plan de sucesión y de formación. La meta ahora es pulir la tercera generación, que es la de su hijo. 

Solo el 15% de las empresas familiares logra llegar a la tercer generación y solo un 4,5% a la cuarta. 

Con el objetivo de mejorar la formación de este gremio y la sucesión de una generación a otra, la Cámara realizará este viernes 1 de noviembre el Congreso Nacional de Empresa Familiar.

En la actividad participará el experto internacional Miguel Ángel Gallo, quien acuñó el término "protocolo familiar". Se trata de un acuerdo moral entre los familiares de cómo van a manejar una serie de aspectos en temas difíciles entre familia y empresa, como quién ingresa, por qué, el manejo de acciones y del salario.

El evento tiene un costo de $200 para asociados de la Cámara y de $250 para no asociados. Los interesados en asistir pueden comunicarse al teléfono 2202-5600, o escribir al correo capacitacion@cicr.com. 

¿Cómo entregar la batuta?

Urrea comentó que, desde la Cámara, apoyan a las empresas familiares en cuatro aspectos. El primer de ellos es la creación de protocolo familiar. Con estos acuerdos se definen los roles y las agendas de la familia y de la empresa, para que se manejen aparte. 

También se crea un plan de sucesión, que incluye el desarrollo de carrera profesional y se definen las áreas donde debe profesionalizarse la empresa. 

En medio de estas líneas, puede acordarse que el próximo gerente no sea parte de la familia, sin que esto implique que se pierda la tradición familiar.

Robert Patterson es el actual gerente de Grupo Intensa, empresa familiar tica creada en 1980. Su plan es retirarse el próximo año y el segundo a bordo es su hijo, Bernard. 

Bernard Patterson indicó que, como parte del plan de sucesión, se ha valorado traer a una persona externa que asuma la cabeza. "Este es uno de los temas difíciles. Como familia o empresa nos podemos reunir en cualquier momento, pero si llega una persona externa no tenemos esa ventaja. Sin embargo, es algo que tenemos que valorar", comentó.

Al respecto, Urrea aclaró que lo importante es que la familia sea la accionista, la dueña, y como accionista responsable debe poner a cargo a una persona capacitada que no necesariamente está en casa. 

Sostenbilidad y financiamiento