Franquicia Bodeguita del Medio duplicó proyección de clientes en dos meses

Por: César Augusto Brenes Quirós y Sergio Morales Chavarría 29 septiembre, 2013
 El oeste y este de San José serían los próximos lugares a donde llegará la Bodeguita del Medio. Políticas como “no hay WiFi, hablen entre ustedes” y la posibilidad de firmar en las paredes son parte del atractivo de la franquicia.
El oeste y este de San José serían los próximos lugares a donde llegará la Bodeguita del Medio. Políticas como “no hay WiFi, hablen entre ustedes” y la posibilidad de firmar en las paredes son parte del atractivo de la franquicia.

Tres años tardó el proceso para traer a Costa Rica la famosa franquicia de comida Bodeguita del Medio, de origen cubano.

“Cuba cuida mucho quien vaya a representar su cultura”, dice Juan Carlos Campos, uno de los socios del negocio en el país, junto al comediante mexicano Adal Ramones y al Grupo Son Restaurantero, también de la nación norteamericana y especializado en esa industria.

Los números así lo demuestran. La Bodeguita opera únicamente en seis países además de Cuba (México, Estados Unidos, Argentina y Guatemala, entre ellos) y cuenta con 12 locales.

 Franquicia Bodeguita del Medio logró el éxito en pocos meses
Franquicia Bodeguita del Medio logró el éxito en pocos meses

El papeleo es más complicado de lo usual que con otras franquicias, debido a que la marca pertenece a la empresa estatal Palmares, que administra bares y restaurantes en toda la isla, entre ellos, el único punto de la Bodeguita, situado en La Habana.

A Costa Rica, Bodeguita llegó luego de una negociación sostenida por Ramones y Campos con el Grupo Son, propietario de la franquicia máster para la región.

Una inversión de $400.000, 42 nuevos empleos y un local con capacidad para 120 personas sentadas –ubicado en Paseo Colón– es la primera parada del considerado “templo del mojito cubano” en suelo nacional.

 Franquicia Bodeguita del Medio logró el éxito en pocos meses
Franquicia Bodeguita del Medio logró el éxito en pocos meses

Desde su apertura, el 26 de julio pasado, el restaurante ha superado las expectativas de sus dueños, pues recibe entre 600 y 700 visitantes por día, una cifra que duplicó la proyección inicial.

Un sistema de reservaciones que funciona únicamente entre semana y la nivelación del servicio a una demanda que rebasó la oferta han sido parte de los cambios que ha debido hacer la gerencia al plan inicial, según reconoce Juan Carlos Campos.

¿Y la competencia?

 Franquicia Bodeguita del Medio logró el éxito en pocos meses
Franquicia Bodeguita del Medio logró el éxito en pocos meses

Ante el boom de franquicias de comida rápida y “casual”, la Bodeguita procura hacerse un espacio propio, lejos de lo existente en el mercado.

Según el último estudio de franquicias de la Cámara de Comercio, en Costa Rica opera un total de 71 marcas de comida con ese modelo de negocio, 47 de las cuales son de origen internacional, provenientes principalmente de Estados Unidos.

Johnny Rockets, Dairy Queen, Chili’s, Cosí, Moe’s, Spoleto y Mo Joe’s son algunos de los nombres que han llegado al país entre 2012 y 2013.

Por ejemplo, Dairy Queen –especializada en helados y snacks – anunció hace unas semanas que planea operar 11 locales para el 2014.

La mayoría de las nuevas opciones se enfoca en un segmento llamado rápido-“casual”, un híbrido entre esas dos formas de servicio.

“En la región han ingresado recientemente muchas nuevas franquicias, pero son muy pocas las que ofrecen un diferenciador que invite al cliente a regresar”, explica Antonio Burgos, vocero de Johnny Rockets, restaurante temático de las décadas de 1950 y 1960 en versión estadounidense.

Por su parte, la Bodeguita del Medio se ha alejado de las preocupaciones típicas de una franquicia y se ha enfocado más en detalles como el tradicional trago mojito (inventado en ese bar), la música en vivo (constante en todo su horario) y la comida con sazón cubana.

“Cuando vos pensás en franquicia, pensás en mobiliario, aire acondicionado, iluminación y muchas otras cosas rigurosas que pide la casa matriz. Aquí lo importante es la esencia”, apunta Juan Carlos Campos, empresario y gerente de la compañía One, dedicada a la organización de eventos y al mercadeo.

Otros detalles que le han valido buen recibimiento a la franquicia es la similitud de la comida cubana con la tica y el impulso que la imagen de Adal Ramones le brindó en su apertura.

El comediante se vinculó con la inversión debido a la relación de amistad y negocio que sostiene con Juan Carlos Campos, quien organiza sus presentaciones en la región.

“Adal ama Costa Rica y quería hacer una inversión en el país”, relató el tico.

Más bodeguitas

“Ya hay varios socios e inversionistas que quieren entrar al negocio la Bodeguita”, dijo Juan Carlos Campos.

De hecho, existen varias propuestas de locales al oeste y este de la capital, y hasta en la playa. Aunque no hay nada definido, lo más probable es que el segundo restaurante se ubique en Escazú a partir del próximo año.

Campos y Grupo Son también tienen planes de invertir en Panamá.

La Bodeguita del Medio fue fundada en La Habana en 1942 por el comerciante Ángel Martínez. Desde entonces, ha sido visita obligada de autores, políticos, cantantes, modelos y una lista interminable de personalidades.