La forma en la que usted consume y consumirá los contenidos televisivos marcará el terreno para ellos

Por: Jéssica I. Montero Soto 21 septiembre, 2013

Cada año desde hace más de una década, HBO lidera las candidaturas a los premios Emmy de la televisión estadounidense, gracias a sus súperproducciones. Pero en 2013 hay otra noticia sobre la premiación: por primera vez algo que “no es televisión” también recibió invitación a la fiesta grande de la industria: la plataforma de video bajo pedido Netflix. Sus series House of Cards, Hemlock Grove y la resurrección de Arrested Development , suman 14 nominaciones.

¿Con este hito logra Netflix competir con HBO en la forma de hacer y consumir televisión? Los medios estadounidenses se debaten entre afirmaciones fatalistas para la televisión convencional y el escepticismo extremo hacia la corta vida de las novedades.

Por ejemplo, el columnista de la revista Variety, Brian Lowry, teme que el reconocimiento recibido por Netflix lleve a “el tipo de conmoción que ha sido habitual en el pasado que eventualmente separa a los decididos a convertirse en actores clave de los que se retiran o se pliegan a la primera vez que quedan con sus narices ensangrentadas”.

El periódico Los Ángeles Times se mostró más eufórico al afirmar que “ House of Cards fue el as de Netflix, haciendo historia con nueve nominaciones a los 65° Premios Primetime Emmy –y redefiniendo el panorama de la televisión en el proceso–”.

¿Puede un único proveedor de contenidos bajo pedido provocar un cambio tan profundo como el que publica el LA Times? La respuesta final la tiene el consumidor, que ya en mayo pasado eligió a House of Cards como serie favorita de los lectores de EF, aunque inmediatamente seguida por The Newsroom (original de HBO) y Mad Men (transmitida por HBO para Latinoamérica).

En la región

El periodista, productor y crítico de televisión Ronald Díaz, opina que Netflix “todavía está muy lejos de ser un competidor que amenace la supremacía de HBO como cadena de contenidos premium . La afirmación que hacen algunos de que Netflix es el nuevo HBO me parece exagerada y errónea.”

Para el productor y crítico de televisión Oscar Cruz, aunque Netflix tenga mucho por probar aún en el campo de la producción, el adjetivo premium no es exclusivo del canal de cable. “Que una plataforma entrega mejor contenido que la otra, no es cierto: son opciones distintas, variadas y depende de sus hábitos de consumo”, explica Cruz.

Para Díaz, la fortaleza de HBO es su capacidad instalada para producir. “Posee sus propios estudios y para beneplácito nuestro desarrolla proyectos televisivos muy exitosos en Latinoamérica, con producciones de altísimo nivel en México, Chile y Brasil. Netflix ni sueña con eso. Así que no, Netflix no es el nuevo HBO, y tampoco cabe la comparación. Al menos no por ahora”, sentencia.

¿Y compiten?

En esto ambos expertos coinciden: sí hay competencia directa. Para Díaz es competencia sin amenazar los intereses de HBO, pero para Cruz, toda competencia es de temer.

“Cualquier medio, instrumento, aparato al que se le dedique tiempo para entretenerse, es competencia. La gente solo dedica cierta porción del día a entretenerse y si elige una opción ya gastó ese espacio”, asegura Cruz.

EF conversó con el vicepresidente de marketing de HBO para Latinoamérica, Miguel Oliva, y la gerente senior de Comunicación Corporativa para América Latina de Netflix, Kari Pérez antes de la premiación este 22 de setiembre y así opinaron sobre el presente y el futuro de la televisión, desde sus trincheras. Ellos plantean la estrategia, usted decide.

Con acento latino

HBO comenzó a producir series originales en Latinoamérica en 2004, “cuando muchos competidores pensaban que era una locura”. La primera fue Epitafios.

Su objetivo era tener cuatro series al aire, con 52 horas anuales y en este momento están por encima de ese objetivo, gracias a los estrenos de Señor Ávila, O negocio y la segunda temporada de Prófugos, además de producciones especiales como Destino Deporte y Sexo Urbano.

La serie más exitosa de HBO en la región ha sido Capadocia, drama sobre la vida en una prisión para mujeres en México, protagonizado por Ana de la Reguera. Esta producción tuvo tres temporadas.

Fuente Miguel Oliva