Estudio Experiencia del Cliente de Unimer para EF revela fidelidad, factores de compra y recomendaciones hacia las diferentes marcas

Por: Krisia Chacón Jiménez 28 abril, 2016
Evento de Experiencia del Cliente de EF se llevará a cabo el próximo 4 de mayo en el hotel Radisson.
Evento de Experiencia del Cliente de EF se llevará a cabo el próximo 4 de mayo en el hotel Radisson.

¿Cuántas marcas compra porque desde que usted recuerda la consumen en su hogar? ¿Costumbre? ¿Tradición?

Según el más reciente estudio de "Experiencia del Cliente" realizado por Unimer para EF, la tradición es uno de los motivos por los cuales los clientes conectan con las diferentes marcas.

Aunque no es el factor más determinante como las ofertas, promociones o atención por parte del personal de la empresa, la tradición es un elemento que se encuentra en el subconsciente de los consumidores.

Los detalles de esta y más preguntas usted los podrá conocer en la presentación oficial de este estudio que se realizará el próximo 4 de mayo en el hotel Radisson.

La encuesta de Unimer se realizó entre 601 costarricenses conectados a Internet de todos lo niveles socioeconómicos, con edades entre los 18 y 54 años de edad y residentes de la Gran Área Metropolitana. Los resultados tienen un margen de error de4 puntos porcentuales y un nivel de confianza del 95%.

El estudio "Experiencia del Cliente" mide la satisfacción de los consumidores, calcula el Net Promoter Score (NPS) y analiza los roles que asumen los consumidores en el proceso de decisión de compra.

Antonio Jiménez, consultor y mercadólogo, explicó que para tener una marca de tradición no solo se trata de tener muchos años en el mercado, sino de las emociones que esta les genera a los clientes.

Como el caso de los heredianos quienes están acostumbrados a esuchar acerca de la tienda Rosabal, fundada en 1935 por Eladio Rosabal Cordero. El mismo que fundó con otros el Club Sport Herediano; caso similar con Llobet para los alajuelenses o Yamuni para los habitantes de la capital del país.

Otro ejemplo es el de Pozuelo. Ellos se encargaron de vender emociones, no solo galletas.

"Pozuelo lo que hace es contar una historia, me recuerda cuando mi abuelita me regalaba galletas, en las navidades...", agregó Jiménez.

Al generar historias, recuerdos, emociones, el cliente va a ver su marca como un generador de experiencia y no solo como un producto que se puede sustituir en el caso de que llegue un mejor competidor.

"No es mágico que la gente sea leal. La lealtad se genera cuando el consumidor ve más beneficios y características especiales que en otras marcas no las encuentra", añadió.

Etiquetado como: