ENFOQUES

Limón, Ciudad-Puerto


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  

Ya falta poco para que, gracias a la concesión privada de la nueva terminal de contenedores de Moín, se complete una de las grandes obras de infraestructura de la historia reciente de nuestro país.

Si nos hemos vuelto tan conformistas que celebramos el puente de la platina, la inauguración de esta terminal debería ser motivo de gran celebración para todos.

El Caribe centroamericano carece de una gran ciudad, pues aun Colón no es de importancia, pese a su incuestionable peso como centro logístico regional, salida caribeña del Canal de Panamá y zona libre de comercio.

¿Qué haremos para darle a Limón el valor que tiene como puerto principal de exportación e importación de bienes del Istmo y cómo reposicionarlo ahora que cuenta con la primera de muchas inversiones potenciales?

¿Será que debemos empezar a pensar en Limón como la capital del Caribe; con centros de actividad económica: zonas francas, zona económica exclusiva, polo de atracción de inversiones, centro internacional de trasbordo y comercio, centro de valor agregado, centro regional de distribución logística, centro de oficinas y más?

La creación de Japdeva partió de un modelo semiautónomo que se aplicó en varias partes del Caribe regional y no ha rendido los frutos esperados pues Limón es más pobre, con menor progreso social, menos productivo y menos sostenible que el promedio del país.

No es por falta de potencial, recursos tiene; pero nuestra tendencia a concentrar el desarrollo en la GAM ha dejado nuestras costas y fronteras relegadas en términos inversión, estrategia y gestión.

¿Veremos en los próximos años el desarrollo de un puerto que, pese a ser más eficiente y de mayor escala que el anterior, falla en llevar verdadero desarrollo a Limón?

Limón tiene una nueva oportunidad. Es hora de planear juntos cómo aprovecharla plenamente.

Sostenbilidad y financiamiento