El Conassif está contaminado


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  

Uno de los “detonadores” que impulsó a los defensores de una reforma integral a la Ley del Mercado de Valores en Costa Rica , y que produjo la que hoy tenemos, es la mala experiencia vivida por muchos años por la proliferación y mal manejo de los conflictos de interés.

Don Rodrigo Bolaños fue uno de los promotores y grandes defensores de la ley actual. Fundamentalmente, este tema, al revisar integralmente la ley, aparece como uno de los intereses que subyacen en esta: el deseo del legislador de que quienes conocen el mercado no “avasallen” a los que no conocen ni saben interpretar toda la información que ellos sí conocen y manejan.

Hoy, cubierto por “el velo” de la “capacidad técnica, experiencia y conocimientos prácticos del sistema financiero” (lo cual no dudamos), el Conassif tiene un presidente que proviene de Cefsa, don Juan Luis Arce, quien es director de Programas de esta empresa, la cual brinda servicios a todo el sistema financiero costarricense y más allá.

Recientemente, se agregó un miembro, el señor Pablo Villamichel Morales, quien es partner y consultor en Ecoanálisis, la firma que completa el panorama de asesoría en materia económica y financiera al sistema financiero de nuestro país, y además, hasta el año pasado era un alto funcionario de Citibank, cuyo puesto de bolsa tiene en trámite ante la Superintendencia General de Valores y el mismo Consejo, denuncias de más o menos nueve inversionistas y otros esperando hacerlo.

¿Eso es o no conflicto de interés o algo más?

Ambos directores, aunque nadie duda de su capacidad, van a conocer información, estudios, análisis, políticas, regulaciones, procedimientos e investigaciones de las empresas y personas a las cuales asesoran a diario, van a conocer y manejar información privilegiada, que ni las “murallas chinas” que el Conassif y la Sugeval tienen van a poder contener en su flujo.

“Valor agregado”

Imaginamos a estas empresas, que tienen una gran cantidad de clientes, cada día más creciendo en su cartera ya cautiva, porque tienen un “valor agregado”, personeros y profesionales de altísima influencia en el sistema financiero, con una silla en el Conassif.

¿Por qué la Junta Directiva del Banco Central de Costa Rica promueve ese tipo de nombramientos? Muy simple, porque quien los promueve también formó parte de esas empresas de asesoría y consultoría.

¿Qué pueden esperar los inversionistas de un Conassif así? Nada bueno para ellos. Todo bueno para los operadores. Efectivamente, pueden esperar solamente políticas, normas y procedimientos, resoluciones y disposiciones “prooperador” y selladas con la excusa del “desarrollo del mercado”, sin importar cuántos cadáveres financieros más aparezcan abandonados en el sistema financiero de este país, y todos nieguen ser autores de esos homicidios.

Salud, noble bandera de blanco, azul y rojo, jamás ningún sonrojo fue mancha a tu esplendor . Qué lástima, hoy sí.

Sostenbilidad y financiamiento