DINERO PROVIENE DE FONDO LLAMADO "ECO.BUSINESS FUND"

$10 millones en créditos a negocios medianos con certificaciones ambientales

Las empresas deben tener más de tres años de operación y contar con ventas superiores anuales a $2 millones.


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Si su empresa es agroindustrial y tiene una certificación ambiental, o está en proceso de obtener una, y le interesa que le otorguen un crédito, el Banco Davivienda ofrece financiamiento para aquellos negocios medianos a grandes con este perfil.

El banco dispone de $10 millones, que provienen de "eco.business Fund", que es un fondo de inversión que coloca recursos en empresas latinoamericanas que demuestren que cuentan con certificaciones ambientales reconocidas internacionalmente. Este fondo le otorgó un préstamo de largo plazo a la entidad financiera.

Arturo Giacomin, presidente ejecutivo de Davivienda Costa Rica, especificó que el fondo es administrado por una entidad que se denomina Finance in Motion, quien es un administrador de fondos de inversión con enfoques medioambientales, ubicada en Frankfort, Alemania. El capital semilla de eco.business Fund fue aportado por el Gobierno de Alemania.

El crédito se va a enfocar en empresas agroindustriales con las siguientes características:

-Que tengan más de tres años de operación.

-Niveles de ventas superiores a $2 millones anuales.

-Con requerimientos de crédito mayores a $300.000.

-Con una certificación ambiental aceptada por el fondo o en proceso de obtenerla.

“Es importante mencionar que a pesar de ser fondos con un propósito especial, el cliente debe cumplir con los parámetros de crédito normales que solicita el regulador”, agregó Giacomin.

Asistencia técnica

Por otro lado, eco.business Fund pondrá en marcha un programa de asistencia técnica para Davivienda y sus clientes empresariales que deseen conservar, ampliar o alcanzar certificaciones internacionales ambientales.

Giacomin informó que personal de Finance in Motion (el administrador del fondo) estará en el país durante las actividades.

Adicionalmente, se contratarán especialistas en diversos campos que expondrán temas tales como el impacto financiero y comercial de contar con certificaciones medioambientales, así como las ventajas desde el punto de vista de rentabilidad de mantener este tipo de prácticas.

Los fondos que se le prestarán a las empresas no tienen un destino específico, pero que podrían usarse para financiar iniciativas a corto plazo (capital de  trabajo, por ejemplo), o para proyectos de largo plazo, como expansión de su planta o para adquirir maquinaria.

También podrían emplearse para poner en práctica todos los procesos que se necesitan para obtener una certificación.

Con respecto a las condiciones del crédito, Giacomin manifestó que se fijarían a la medida del cliente, según cada caso.

“Pueden ser facilidades de corto plazo, revolutivas a 12 meses, o bien para proyectos hasta cinco años plazo”, ejemplificó.

Giacomin informó que si el plan de inversión de los recursos es para alguna iniciativa sustentable, tendría una tasa de interés menor a la que obtendría para otras actividades