EMERGENCY CARE COSTA RICA

La pyme que brinda entrenamiento para afrontar emergencias

La empresa la encabezan los cónyuges Adriana Mayorga y Say León. Brinda capacitaciones en primeros auxilios, resucitación cardiopulmonar, cuido de adultos mayores, para personas que trabajan en alturas, y en deporte de aventura, entre otras.


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

En el 2001, el técnico en emergencias médicas Say León regresó a Costa Rica luego de trabajar en Alaska, Nueva York y Canadá en la división de paramédicos del cuerpo de bomberos.

León inició su formación en la Cruz Roja Costarricense y también en los Guías y Scouts de Costa Rica, aparte de haber estudiado dicho técnico en Estados Unidos, con un énfasis en manejo de emergencias en zonas remotas.

Con toda la experiencia acumulada, tras arribar al país, decidió establecer una empresa que diera capacitaciones en primeros auxilios y resucitación cardiopulmonar, llamada Emergency Care Costa Rica.

Su empresa la fundó junto a dos socios extranjeros, dado que en el país había una necesidad de actualizar a los profesionales médicos en materia de primeros auxilios y de ampliar estos conocimientos a la población en general.

Sin embargo, esas capacitaciones se hacían esporádicamente: los fines de semana, en vacaciones o en su tiempo libre.

Llegó un momento en el que sus socios se retiraron y él se quedó solo con la empresa.

León decidió permanecer pues ese era un campo que le apasionaba y en el país el mercado para laborar como paramédico está un tanto saturado, ya que se basa mucho en el voluntariado y hay pocas oportunidades laborales.

El paramédico había encontrado un nicho de mercado en lo que le gustaba, contaba con experiencia y, si trabajaba con dedicación, el negocio tenía un gran potencial.

Las cosas cambiaron en el 2010 cuando conoció a su hoy esposa, la médica e imagenóloga Adriana Mayorga.

“Él me dice: ‘esto es algo que a mí me gustaría hacer por el resto de la vida'. Yo le dije: ‘Bueno, ¿por qué no hacerlo?’”, recuerda Mayorga, gerenta administrativa de la empresa.

Desde ese entonces, los dos empezaron a levantar el negocio, invirtieron sus ahorros y decidieron dedicarse a tiempo completo a él.

León era quien daba las clases y Mayorga estaba a cargo de las labores administrativas.

Después de un tiempo, la empresa empezó a crecer y fue necesario contratar a personal de apoyo.

Actualmente, en ella trabajan siete empleados y han capacitado a más de 4.500 personas.

Servicios y nuevos proyectos

El propósito de este negocio es educar a la población para enfrentar posibles emergencias, pues si sucediera un accidente no siempre se puede esperar a que llegue una ambulancia, por lo que es importante saber qué hacer.

Emergency Care trabaja en alianza con la organización estadounidense National Safety Council, que se especializa en el manejo de emergencias y salud ocupacional.

En Centroamérica, Suramérica y el Caribe, Emergency Care es el centro de entrenamiento de esta organización.

De esta manera, quien se capacite en el país con esta pyme cuenta con la certificación internacional, por lo que podría trabajar en otros países.

Las capacitaciones están dirigidas a diversos públicos a quienes se les exige capacitarse en temas de emergencias: profesionales en salud, entrenadores de gimnasios, profesionales que trabajan en el campo de la educación, y guías turísticos.

También se dirigen a personas que quieren estar preparadas ante cualquier emergencia, ya sea médica o por siniestros naturales o incendios. Se ofrecen cursos para quienes trabajan en alturas como torres, estructuras metálicas o, por ejemplo, quienes limpian vidrios y azoteas en edificios.

Esta área la manejan con el apoyo de la organización Rescue 3 International.

Otro de sus campos está ligado a la gerontología: laboran en coordinación con la asociación Gerontovida para capacitar a cuidadores de adultos mayores.

Una nueva capacitación, que iniciará el próximo mes, está dirigida a quienes manejan vehículos de emergencias (ambulancias y vehículos de bomberos), pues se requiere un entrenamiento especial.

Los entrenamientos tienen diferentes niveles: básico, avanzado y pediátrico, según el interés y exigencias.

La empresa pretende seguir creciendo y, aunque ha dado cursos en países como República Dominicana, Honduras, El Salvador, Nicaragua y otros, quiere consolidar su presencia internacional.

Por ello,  se encuentra en conversaciones con tres universidades fuera del país para que allí puedan capacitarse a más personas: una en El Salvador, otra en Honduras y otra en Perú.

"Sería un mini centro de entrenamiento en cada una de estas universidades para que puedan poner a disposición de estos países las capacitaciones. Este es un proyecto que desarrollaremos durante este año y que nos genera un reto", dijo Mayorga. "Probablemente, ya no seremos Emergency Care Costa Rica, sino que tenderemos que hacer un Emergency Care en Honduras, en El Salvador... Ojalá".

Por otro lado, dado a ese mismo incremento de clientes, están capacitando a nuevos instructores para que les apoyen con su labor educativa.