DÍA INTERNACIONAL DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD

Sea un empleador inclusivo

Las pequeñas y medianas empresas pueden tomar acciones sencillas para contratar a personas con discapacidad. Además de brindar mejores oportunidades para esta población, pueden también obtener beneficios.


  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Audios
  • Imágenes

El tamaño de su empresa no es limitante para que promueva prácticas laborales inclusivas y de contratación de personas con discapacidad.

Las micro, pequeñas y medianas empresas, pueden tomar acciones sencillas para brindar oportunidades de trabajo a las personas con discapacidad, que representan cerca del 10,5% de la población, según datos del Censo en el 2011. 

¿Cómo ser un empleador inclusivo? Érika Linares, Directora del área de Inversión Social de la Alianza Empresarial para el Desarrollo (AED), comparte cuatro acciones básicas para convertir a su pyme en un empleador inclusivo. 

1. Eliminar las barreras de actitud: Lo primero es eliminar las barreras actitudinales, los prejuicios o el miedo, dice Linares.  “Algunos empleadores tienen miedo que las personas con discapacidad no sean productivas, o que no puedan despedirlos, si no son buenos, por acusarlos de discriminación. Para informarse bien y eliminar los prejuicios, puede acudir a servicios de apoyo en las instituciones públicas o privadas”, agrega.

2. Establecer procesos de selección inclusivos: Aún si es una pequeña empresa, es importante tener procedimientos, con descripciones de los pasos que se deben seguir cuando va a contratar personal nuevo. Se debe revisar que a la hora de hacer entrevistas a posibles candidatos, se evalúen por sus habilidades y competencias para el puesto, y no por otras características que podrían ser discriminatorias. 

3. Definir detalladamente las funciones en cada puesto: “Cuando no quedan claras las funciones, no tengo claro si la persona puede hacer el trabajo o no. Por ejemplo, los puestos de recepcionista varían de una empresa a otra, pero si el puesto exige que la persona conteste llamadas, entonces es adecuado para una persona con discapacidad visual”, explica Linares.

4. Formar y capacitar al resto del personal: La especialista de AED resalta la necesidad de generar consciencia y capacitar al personal de la empresa, para que no haya ninguna barrera de actitud al momento de la incorporación de una persona con discapacidad. “Algunas personas con discapacidad deben renunciar a veces por el mal ambiente laboral que existen en la empresa”.

Linares agrega que las pymes pueden acudir al Ministerio de Trabajo para asesorarse. La institución tiene terapeutas ocupacionales que dan asistencia gratuita a las empresas interesadas en contratar personas con discapacidad. De igual manera, tienen una bolsa de empleo de personas con discapacidad, hacen visitas a las empresas para evaluarlas y le acompañan durante el proceso de inducción.

Esta mañana, nueve empresas fueron reconocidas por sus buenas prácticas de inclusión de las personas con discapacidad por la iniciativa Costa Rica Incluye.

Entre ellas figuró Etipres S. A., una pyme que desde el 2012 ha recibido a cinco practicantes de la Escuela de Enseñanza Especial de Heredia, y que ahora se encuentra en proceso de contratar a una de ellas.

Beneficio

Ser un empleador inclusivo puede traer beneficios, especialmente para las pymes, comentó Maday Linkimer, coordinadora del Plan Nacional para la Inserción Laboral de la Población con Discapacidad en Costa Rica, del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

Según explicó Linkimer, al contratar personas con discapacidad, las empresas pueden deducir cualquier inversión que se haya hecho para adaptar el puesto de trabajo a la persona con discapacidad, sus salarios y aguinaldo, de los impuestos sobre la renta.

Para eso, tienen que ser evaluados por el Consejo Nacional de Rehabilitación y Educación Especial (CNREE) y hacer la gestión pertinente ante el Ministerio de Hacienda.