Uno es chef y el otro es administrador de empresas y decidieron montar un negocio con un enfoque de comida saludable.

Por: Joanna Nelson Ulloa 26 julio
William Ayre, de 28 años, y Daniel Loría, de 26 años, abrieron Poke el 13 de junio. Ayre estudió gastronomía en Canadá y vive en el país desde los 13 años. Loría estudió administración de empresas y emprendimiento en el Babson College.
William Ayre, de 28 años, y Daniel Loría, de 26 años, abrieron Poke el 13 de junio. Ayre estudió gastronomía en Canadá y vive en el país desde los 13 años. Loría estudió administración de empresas y emprendimiento en el Babson College.

El chef canadiense William Ayre y el analista financiero tico Daniel Loría se conocieron cuando eran estudiantes del colegio Country Day School y, a pesar de que estaban en diferentes niveles, se hicieron buenos amigos.

Ayre llegó al país cuando tenía 13 años y estudió gastronomía en una universidad canadiense.

Loría cursó la carrera de administración de empresas y emprendimiento en el Babson College, en la sede de Boston.

El cliente puede crear su plato, según sus gustos.
El cliente puede crear su plato, según sus gustos.

Hoy, 15 años después, se convirtieron en socios comerciales y el 13 de junio de este 2017 abrieron un restaurante de comida hawaiana, denominado Poke, en Plaza Tempo, Escazú, con una inversión de $120.000.

El concepto y modelo de negocio se viene trabajando desde hace dos años.

El restaurante pronto ofrecerá servicio express en Santa Ana, Escazú y La Sabana.
El restaurante pronto ofrecerá servicio express en Santa Ana, Escazú y La Sabana.
El restaurante pronto ofrecerá servicio express en Santa Ana, Escazú y La Sabana.
El restaurante pronto ofrecerá servicio express en Santa Ana, Escazú y La Sabana.
Comida saludable
La inversión en el local asciende a alrededor de $120.000.
La inversión en el local asciende a alrededor de $120.000.

El término poke, que da nombre al negocio, es una ensalada generalmente de pescado crudo, que se sirve en un tazón o bowl y forma parte de la gastronomía de Hawaii.

El cliente puede armar su propio plato, según sus preferencias.

Dentro de los ingredientes que se pueden escoger se encuentran: atún, salmón, camarón, pulpo, tofu, pollo, arroz, arroz integral, col rizada, junto a frutas y verduras como zanahoria, aguacate, pepino, tomate, culantro, edamame, maíz, y diferentes salsas, entre otros.

La idea de crear un sitio enfocado en este tipo de platillo se debe a que William tiene un restaurante en Playas del Coco, Guanacaste, y desde hace cuatro años ofrece esta opción en su menú.

Al ser una de las comidas más gustadas por los clientes, los emprendedores consideraron que era digna de tener un espacio dedicado exclusivamente a ella.

El cliente puede crear su plato, según sus gustos.
El cliente puede crear su plato, según sus gustos.

De acuerdo con los empresarios, el atún y los mariscos son adquiridos de pescadores locales, mientras que las frutas y verduras se les compran a productores nacionales.

El salmón es el único ingrediente que se importa de Escocia.

Desde su apertura, el negocio ha tenido una buena aceptación y los jóvenes cuentan que hay ocasiones en las que se hacen largas filas.

Actualmente, cuentan con once empleados y próximamente empezarán a ofrecer servicio a domicilio en las áreas de Escazú, Santa Ana y Sabana.

Además, están valorando dos zonas del país para instalar su segundo local.

La inversión en el local asciende a alrededor de $120.000.
La inversión en el local asciende a alrededor de $120.000.

EF 20 aniversario