¿Cómo me puedo proteger de los experimentos de Facebook?

La empresa realizó una investigación con casi 700.000 de sus usuarios sin notificarles

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

Facebook, la red más popular del mundo, volvió a estar en el ojo del huracán tras darse a conocer los experimentos que realiza con usuarios sin notificarlos.

A pesar de que se trata de una práctica legal –si se detalla en los términos de uso que el usuario acepta–, la decisión se consideró antiética y llevó a ciertas autoridades, entre ellas la británica de protección de datos, a pedir cuentas e iniciar investigaciones.

Si usted es un usuario de la red, tenga presente que es un candidato en potencia para ser incluido en algún experimento sin aviso previo.

Esta no es la primera vez que Facebook lleva a cabo este tipo de prácticas.

Desde el 2007, la red social, liderada por Mark Zuckerberg, cuenta con una unidad de análisis de datos que recopila información sobre las reacciones emocionales de sus usuarios, según informó el Wall Street Journal (WSJ).

El equipo lo conforman 30 empleados entre académicos, sicólogos e investigadores.

¿Qué puede hacer entonces para protegerse?

Las políticas de uso

Si ya tiene una cuenta en la red social, no tiene muchas opciones, pues significa que aceptó términos específicos de uso.

Entre ellos la Declaración de derechos y responsabilidades ( Statement of rights and responsibilities ), el cual incluye como parte de las aceptaciones la política de uso de datos ( Data use policy ).

En este documento se describe detalladamente cómo la empresa recopila y utiliza la información suministrada por los usuarios, explicó Marco Durante, socio director de BDS Asesores.

El amplio texto de la política informe a los usuarios que su información puede ser utilizada para operaciones internas incluyendo la investigación.

La opción entonces es eliminar su perfil de la red social.

Aniquilar su perfil no lo pone a salvo enseguida de los experimentos de Facebook. Según la política de uso de datos, la empresa tardará cerca de un mes en eliminar la información, pero ciertos datos pueden quedar almacenados en respaldos hasta 90 días después de enviar la solicitud, explicó Durante.

Antes de aceptar nuevos términos de uso en otras redes, es válido que analice ciertas preguntas, entre ellas ¿quién y por cuánto tiempo resguardará mi información? ¿Cómo puedo solicitar que eliminen mi información?

Cuando se trata de ética

Si bien la compañía parece haberse cubierto las espaldas en materia legal, en el campo ético reventó la molestia del usuario, que pudo sentirse invadido en su privacidad y hasta utilizado.

Aunque el experimento no despertara ningún sentimiento negativo, una manipulación intencional que altere el estado anímico de una persona puede considerarse antiética, aclaró la sicóloga Maricruz Coto.

Si bien la aceptación de la política de datos puede considerarse como un consentimiento del usuario de participar, se queda corta con respecto a regulaciones sobre investigaciones con humanos en campos como el médico.

La Declaración de Helsinki manda que los sujetos de investigación deben ser informados de los objetivos, métodos y fuentes de financiamiento del investigador, por ejemplo.

“Hay muchas formas de realizar mediciones de las reacciones emocionales sin necesidad de utilizar la manipulación solapada”, afirmó Coto.

Clases de experimentos

En el experimento que se dio a conocer, Facebook alteró el timeline de unos 690.000 usuarios para analizar sus reacciones emocionales. A algunos de ellos les permitió ver solo noticias negativas en su timeline, y a otros solo noticias positivas para registrar el comportamiento.

El resultado de la investigación se publicó en la revista de la Academia Nacional de las Ciencias de Estados Unidos (PNAS).

De acuerdo con los datos, los usuarios utilizaron más palabras negativas o positivas según el alcance de los contenidos a los que fueron expuestos. Por lo tanto, ver emociones positivas en Facebook impulsó comportamientos y reacciones similares.

En otro de los ejercicios la red social envió un mensaje a ciertos usuarios y les indicó que la cuenta había sido cerrada. Se justificó mencionando dudas sobre la autenticidad del perfil.

Los usuarios tuvieron que demostrar su identidad mediante un sistema automatizado para probar las medidas antifraude lanzadas por la red social.

Los casos se consideran legales, y aún con las múltiples disculpas publicadas por la red social, la única opción para un usuario que no desea ser parte de los experimento es cerrar su cuenta.

Sostenbilidad y financiamiento