Migración de sector público a Mer-Link activa dudas y retos

El uso de Mer-Link como plataforma única en sector público avanza lento en medio de reclamos

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes
  • Archivos

A dos meses de que el Gobierno Central proclamara a Mer-Link como única plataforma electrónica para realizar compras públicas, la migración y el paulatino desuso de CompraRed evidencia retos y trabas.

El cambio a Mer-Link se anunció en un ambiente de dudas y reclamos que no cesan, al punto de que instituciones como la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) continúan utilizando CompraRed.

Recientemente la institución autónoma divulgó que tramitará compras electrónicas por ¢40.000 millones para el 2013 por medio de esa plataforma.

¿Seguirán utilizando CompraRed? ¿Cómo encaja esta decisión con el decreto de Gobierno Digital de usar Mer-Link como plataforma única de compras para enero del 2014?

La directriz

Fue en abril anterior que la mandataria Laura Chinchilla firmó el acuerdo que estableció la unificación de compras públicas en Mer -Link.

Como objetivo principal se mencionó el ahorro, sin embargo, Alicia Avendaño, directora de la Secretaría Técnica de Gobierno Digital, enfatizó que la principal ventaja es la transparencia y la robustez de la plataforma.

Aunque Mer-Link contabiliza 64 instituciones públicas registradas, únicamente 34 utilizan la plataforma para compras.

La CCSS no forma parte de esas 34 instituciones. Ante la negativa por parte de Gobierno Digital de firmar un acuerdo de plan piloto para el uso de Mer- Link, la institución optó por CompraRed para las compras del 2013, según indicó Dinorah Garro, gerenta de logística de la CCSS.

Garro dijo que además se les cobraba una comisión del 0,65% sobre el monto total de las compras sin ninguna explicación.

“Estamos hablando de pagar unos $3,4 millones tan solo por usar Mer-Link. No nos han explicado a qué rubros responde este monto y entonces no lo vamos a aceptar”, enfatiza Garro,

La gerenta explicó que existe una directriz que establece que para el 1 de enero todas las instituciones migren, pero que no les han entregado nada oficial por lo que esperarán la indicación y los argumentos que aclaren por qué deben pagar un 0,65% anual.

Avendaño, de Gobierno Digital, asegura que a la CCSS se le presentó una propuesta para la incorporación de las 185 unidades de compra en forma gradual, en un periodo de un año.

Los intentos incluyen la implementación de Mer-Link en varios hospitales, en la gerencia de logística, en las cinco gerencias, junta directiva y auditoría.

“Hasta el momento todos los intentos han resultado infructuosos por la falta de anuencia de dicha institución, a pesar de ser evidentes los beneficios obtenidos durante el plan piloto que realizamos con ellos durante seis meses”, afirmó Avendaño.

Los retos

La solicitud del Gobierno es que para el 1 de enero de 2014 todas las instituciones realicen sus compras a través de Mer-Link. Los cambios para el proceso, sin embargo, aún están en pañales.

Patricia Navarro, directora general de la Administración de Bienes y Contratación Administrativa del Ministerio de Hacienda, aseguró que en ese proceso han avanzando un 20%.

“ Migraremos a Mer-Link en el momento que esta plataforma se ajuste a los requerimientos de todas las instituciones que tienen ComprarRed”, enfatizó Navarro.

La exdirectora de CompraRed, dijo que están haciendo todo lo posible, pero que no creen posible que todas las instituciones estén listas al 1 de enero de 2014.

Quedan seis meses para lograr que 78 instituciones dejen de usar la plataforma que han utilizado desde hace 13 años y que incluye ocho convenios marco. El reto es migrar de lo que conocen como el “Amazon” del Gobierno.

Sostenbilidad y financiamiento