Telefónicas se preparan para penalizar descarga excesiva de datos

Claro y Movistar podrían reducir velocidad de navegación a quienes descarguen exceso de contenido

  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

¿Es usted cliente de Claro o Movistar con servicio pospago y paquete de Internet móvil? Si lo es, ¿sabía usted que en la letra menuda del contrato que firmó se estipula que el Internet móvil tiene un límite de datos para descargar cada mes?

En ese documento, además de definir el límite de descarga, se establece que la compañía telefónica tiene derecho a bajar la velocidad de navegación cuando un cliente sobrepase esa cantidad de descarga de información.

El apartado está incluido en los contratos de esos dos operadores. Y su activación está en estado de espera.

En el 2012, el Internet móvil representó un 11% de los ingresos totales del ICE, Claro y Movistar.

Opción para la industria

En el mundo, los operadores aducen que aplican políticas de fair use (uso justo) de la red para brindar un mejor servicio. Entre las acciones específicas que realizan está limitar intencionalmente la velocidad de descarga de ciertos usuarios, con el fin de mejorar el desempeño general de la red. Este recurso se conoce en inglés como throttling .

La Superintendencia de Telecomunicaciones (Sutel) aprobó la inclusión de este recurso para Claro y Movistar, pero no ha resuelto en el caso del Instituto Costarricense de Electricidad (ICE).

Esto a pesar de que la empresa estatal inició el proceso de solicitud en el 2010, un año antes de la ruptura del monopolio.

La situación obligó al ICE a presentar en agosto pasado una denuncia ante el ente regulador del mercado.

Eduardo Castellón, vocero de Sutel, dijo que el Consejo de Sutel debe estudiar el reclamo del ICE y no adelantará criterio.

Victor García, gerente de asuntos regulatorios de Claro, explicó que la política de uso justo viene a solventar el desfase de normativa para las tecnologías. “Hoy (las normas) se encuentran en desuso y la autorización de límites inferiores en los contratos de adhesión efectivamente permitirían aplicar esta política con los instrumentos que ya han sido avalados por Sutel”, dijo García.

Por su parte, José Pablo Rivera, gerente de regulación en Telefónica, explicó que el throttling sería un “paleativo”.

“Estamos esperando la solución para el mercado, que debe venir del regulador, que es la aprobación de la tarifa de datos por decarga para pospago”, dijo Rivera.

Empero, Claro y Movistar podrían estar esperando el aval para el ICE para aplicar la medida. No es casualidad que la industria siguiera hace dos meses a la empresa estatal –como actor dominante– cuando decidió aplicar el aumento de la tarifa del SMS y el uso de la tarifa de Internet móvil por descarga en prepago, aprobadas poco antes.

No obstante, las operadoras lo rechazan. “No teníamos en el radar al ICE (por el uso del throttling )”, afirmó Rivera.

Estilos diferentes

El throttling se aplicaría con diferentes condiciones, según cada operador.

En el caso de Movistar, el límite de descarga afectaría a los usuarios que firmaron un contrato con la compañía española partir del pasado mes de febrero.

En el documento, se establecen 5 GB como la cantidad máxima de contenido que un suscriptor puede bajar a su smarphone por mes. Si sobrepasa ese límite, Movistar tendrían la potestad de bajarle la velocidad de navegación contratada (de 2 Mbps- 4 Mbps de acuerdo al plan) a 128 Kbps hasta que finalice el mes.

El usuario volvería a tener la velocidad de navegación rápida al iniciar el nuevo mes y lo mantendrían si no se exceda en el consumo de contenido de nuevo.

Rivera detalló que el segmento de pospago consume en promedio 1.3 GB al mes.

La compañía Claro, por su parte, no define hoy la capacidad de datos máxima y la velocidad de navegación que se aplicaría a los suscriptores en los contratos. Víctor García comentó que se establecerían estos parámetros cuando se llegue a aplicar.

Empero, la política de uso justo de Internet móvil es parte de los contratos emitidos desde que iniciaron operaciones en el país.

En el país, un 21% de los suscriptores del servicio celular tiene contrato con el operador (Claro, ICE y Movistar). Y un 17% de suscriptores de celular tienen activo el servicio de Internet móvil.

Para Roberto Sasso, presidente del Club de Investigación Tecnológica, la baja de la velocidad de navegación en el móvil cuando se considere que se consumen demasiados datos, sería un desacierto, porque Internet es un protocolo que permite que cualquiera entre a jugar y publicar.

Las nuevas reglas aprobadas afectarían hoy a un porcentaje (que los operadores no revelan) de clientes de pospago, pero se extenderán al resto del grupo en noviembre, cuando empiecen a vencer los primeros contratos emitidos por Claro y Movistar y entre en vigencia la portabilidad numérica.

Sostenbilidad y financiamiento