Racsa deberá innovar para recuperar terreno en el mercado



  • Facebook (Compartir)
  • Tweetea!
  •  
  • Imágenes

El acuerdo con VíaEuropa permitirá a Radiográfica Costarricense (Racsa) competir en igualdad de condiciones en el mercado, pero deberá innovar y ser creativa en la oferta de servicios si quiere volver a los tiempos de bonanza.

Así lo afirmó Alberto Bermúdez, exgerente de Racsa, quien inició las negociaciones con la compañía sueca hace cinco años para construir una red de Internet ultra veloz.  La infraestructura operará bajo el concepto de red abierta; es decir, otros proveedores y operadores podrán pagar un peaje a VíaEuropa por usarla.

“No es que Racsa se va a salvar porque recibirá una participación de todos lo que vayan a pasar por ahí (la red). Ahí no está el negocio. El negocio estará en el valor agregado que desarrollará Racsa para competir”, dijo Bermúdez.

Bermúdez explicó que el acuerdo con la sueca solo resuelve el problema de acceso a infraestructura que enfrenta la empresa estatal desde que terminó la relación con las cableras.

“El que va a ganar es aquel que ponga los mejores servicios y que se diferencie en tipos de producto, precios y promociones”, manifestó.

Bermúdez fue retirado del puesto de gerente interino de Racsa en noviembre, luego de que la Junta Directiva de la empresa estatal archivara el proyecto. Un mes después, la Presidenta de la República, Laura Chinchilla, reactivó las negociaciones y finalmente, en agosto, se firmó el acuerdo.

El proyecto se lanzó oficialmente el lunes con un proceso de preinscripción de usuarios que servirá a VíaEuropa como guía para diseñar el plan de desarrollo de la red, tomando en cuenta la necesidad del servicio que reporte la gente.  

Un cambio en el mercado

Bermúdez comentó que el negocio con ViaEuropa nunca se enfocó en la rentabilidad que puede dejar la red.  

“Alguien tiene que construir la infraestructura. Y se hace un buen negocio entre más volumen se obtenga (clientes), pero el negocio de una empresa de telecomunicaciones de nueva generación son los servicios de valor agregado como triple play, video vigilancia, telemedicina, teletrabajo y las aplicaciones”, comentó.

El proyecto original contemplaba el desarrollo de la red de fibra óptica, un data center y aplicaciones.

En la actualidad, empresas como Tigo y Cable Tica ofrecen (con tecnología HFC que combina fibra óptica y cable coaxial) televisión y telefonía por Internet.

Haisel Barrantes, directora de mercadeo deRacsa, adelantó que la oferta que lanzarán con la red ultra veloz incluirá video, televisión, telefonía IP, servicios de entretenimiento y  video vigilancia con el respaldo de datos en la nube.

Barrantes comentó que se negocia con el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) ofrecer el servicio kölbi TV, mientras con la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) el manejo del expediente electrónico y el traslado de imágenes médicas.

“Se trata de servicios que demanden mucha velocidad e alta definición. Estamos construyendo la oferta”, dijo Barrantes.

En recuperación

La salud financiera de la subsidiaria del ICE es delicada, debido a las pérdidas de clientes ante la apertura del mercado de Internet. El Grupo ICE culpa a Racsa del 55% de sus pérdidas reportadas en el 2011, según información publicada por el diario La Nación en junio.

Teófilo de la Torre, presidente ejecutivo del ICE, dijo que el acuerdo con VíaEuropa supone la recuperación financiera de Racsa en unos 18 meses.

La información de cómo se repartirán las utilidades Racsa y VíaEuropa se considera un tema “confidencial”.

Si se reveló que VíaEuropa construirá y administra la red y Racsa aportará su experiencia en el mercado, activos y aspectos de tramitología.

“Cada uno (Racsa y VïaEuropa) pondrá los recursos propios que tiene. Racsa no tiene mucho dinero, pero si muchos activos como redes y transporte de señales internacionales de Internet”, dijo el presidente ejecutivo del ICE.

“Las utilidades quedan repartidas de manera apropiada. Si puedo decir que Racsa tendrá utilidades como socio de la red y como proveedor de servicios de Internet y multi play”, añadió el funcionario.

La inversión que hará ViaEuropa en el país no ha sido aún revelada. Empero, Jonas Birgersson indicó que llevar fibra a una solo casa implica un costo de $1.500. Es decir, conectar a 1.000 hogares implicaría una inversión de $1,5 millones.

Sostenbilidad y financiamiento