Los datos vienen de una fuente directa

Por: María Fernanda Cruz 21 diciembre, 2014

Se acabaron aquellos tiempos en que los relojes servían, únicamente, para dar la hora.

Cualquier aparato electrónico, ahora, debe calcular la temperatura del cuerpo, avisar de reuniones y enviar mensajes. La computación está y estará en todas partes.

A esta tendencia se le llama Internet de las cosas (IoT).

Leandro Ramírez, gerente de Oracle Centroamérica, adjudica a este fenómeno una de las mayores explosiones de la data .

La mayoría de predicciones del 2015 apuntan hacia un mayor análisis de los datos que vienen desde aparatos.

El crecimiento anual de ingresos en esta materia alcanzará una tasa de 30%, indica IDC.

Gartner, por su parte, predice un mayor uso del software en modalidad de servicios por suscripción en estas plataformas.

Los servicios en la nube y los de pago por uso también se incorporarán con mucha más fuerza en todo aquello que utilice Internet, desde una tostadora hasta un teléfono inteligente.

Además, la seguridad deberá enfocarse en el uso de la data por medio de aparatos que anteriormente no utilizaban Internet, pues será uno de los principales focos de los hackers .

Regrese a la nota principal: Las cinco tendencias tecnológicas del nuevo año