Herramientas para protegerse deben ser más fáciles de usar

Por: María Fernanda Cruz 21 diciembre, 2014

Las fotografías filtradas de las celebridades encendieron todas las alarmas sobre el uso y la privacidad de los datos en el orbe.

Los delitos relacionados con la privacidad, con la banca y la seguridad de los dispositivos están de primeros en la lista de temas para el 2015.

Firmas de protección informática como Eset y Kaspersky confirman una tendencia creciente por proteger, ya no solo las computadoras, sino cualquier dispositivo que guarde información sobre los usuarios.

Según la compañía de análisis de mercado IDC, el interés por la seguridad va en aumento. Para el 2016, esta preocupación estará en la lista de las tres primeras prioridades de un 70% de las empresas en el mundo, agrega IDC.

A su vez, reconocerán que no hay forma de crear ambientes 100% seguros, indica Gartner.

Así, deberán valerse de sistemas de seguridad que faciliten los procedimientos para que un usuario promedio se proteja adecuadamente, sin dejar de lado la rigurosidad de los sistemas.

En América Latina predominarán los troyanos bancarios y los ataques contra aplicaciones de pagos móviles, aprovechando su auge, advierte el investigador de Kaspersky, Roberto Martínez.

Sin embargo, no todos los frentes de ataque se dirigirán hacia el robo de dinero, sino también de información confidencial.

El ciberespionaje proliferará el próximo año, dice Pablo Ramos, investigador del laboratorio de Eset.

Regrese a la nota principal: Las cinco tendencias tecnológicas del nuevo año