Por: María Esther Abissi.   Hace 6 días

Ser un trabajador independiente implica muchos retos, sobre todo, dejar a un lado la relativa estabilidad que se siente cuando es asalariado.

A pesar de esto, es un reto que muchos trabajadores deciden asumir.

El 24% de los ocupados independientes en el país laboran más de 40 horas a la semana y perciben menos del salario mínimo.
El 24% de los ocupados independientes en el país laboran más de 40 horas a la semana y perciben menos del salario mínimo.

En Costa Rica existen 242.037 empleados por cuenta propia, de los cuales la mayoría no está asegurado y reciben de ingreso entre menos de un salario mínimo y dos salarios mínimos.

El 24% en el país laboran más de 40 horas a la semana y perciben menos del salario mínimo.

Ante la inestabilidad de los ingresos, una buena solución es organizar sus finanzas y respaldarse.

En EF elaboramos siete consejos a seguir para mantener sus gastos e ingresos en orden.

Páguese un salario y maneje sus flujos de caja

Una de las prácticas más comunes de las personas que trabajan de forma independiente es utilizar el dinero de acuerdo como entran los ingresos.

De esta forma, es mucho menos probable que se cuente con dinero suficiente para saldar sus obligaciones y, además, para tener dinero para las eventualidades que surgen durante la quincena o el mes.

Para evitar esta situación es importante contemplar la posibilidad de pagarse un salario mensual basado en los contratos o pedidos que se sabe que se liquidarán durante periodo.

La idea es mantenerse con el dinero que estrictamente necesita hasta que los contratos generen suficiente estabilidad para incrementar el salario.

Según explicó Danilo Montero, director de la oficina del consumidor financiero, el trabajador freelance debe estar consciente de la inestabilidad de los flujos de los ingresos.

A diferencia de un asalariado, puede que un mes se liquiden dos proyectos muy buenos y luego no, o bien, puede que los pagos de los proyectos se atrasen o en el peor de los casos, que nunca se lleguen a consolidar.

“El trabajador independiente está obligado a manejar de una forma más refinada los flujos de caja. Hay que ser estricto en la elaboración del presupuesto, porque trabajar independiente funciona igual que tener una empresa, solo que la empresa es uno mismo”, aseguró Montero.

Lo ideal es lograr acomodar los proyectos de manera que pueda tener un mejor flujo de caja y lograr sensibilizarlo con base en cuándo cree que va a ingresar el dinero y no cuándo lo necesita.

Ponerse un salario obliga además a la empresa a rendir lo suficiente para pagarle un salario al dueño. Esto favorece la disciplina del trabajador respecto a sus cuentas.

Cree un fondo de emergencia

Mantenga un fondo de emergencia por si en algún momento carece de liquidez, pero tiene obligaciones que atender.

El monto del fondo puede determinarlo basándose en sus necesidades fijas históricas, es decir, gastos obligatorios que debe hacer cada mes o cada trimestre y así tiene un respaldo que le puede ayudar a sostener la operación mientras no hay suficientes proyectos.

Una buena opción que puede tomar en consideración es el financiamiento con entidades financieras.

Visítelas y conozca qué tipo de financiamientos le ofrecen y a qué tasa, para que, en caso de una emergencia, pueda acudir a ellas.

Evite los créditos preaprobados que ofrecen los bancos y financiaras y usar las tarjetas de crédito. Aunque resultan una tentación, normalmente estos productos tienen tasas más altas y plazos de pago más cortos.

“La administración del financiamiento, a pesar de que le puede ayudar a saldar algunos gastos, requiere mucha disciplina. Lo recomendable es no ceder ante la tentación cuando las entidades le ofrecen dinero de más, solicite estrictamente lo que necesita”, dijo Montero.

Mantenga un fondo de emergencia por si en algún momento carece de liquidez.

Este fondo es especial y su uso debe ser limitado. También considere el saldo sea importante, por ejemplo, si trabaja con una computadora, este dinero podría ser el equivalente al costo de una par que en caso de una emergencia pueda comprar una de un día para otro.

Ahorre un mes de sueldo

Por ejemplo, si sabe que tiene un contrato que le dará $2.000 pero puede vivir con $1.500, comience a hacer un ahorro que le permita acumular el equivalente a un mes de sueldo.

Este dinero puede mantenerlo en una cuenta de ahorro, para casos especiales de falta de liquidez. A diferencia de los recursos para emergencias, estos pueden usarse con más regularidad.

Para poder mantenerse organizado, es indispensable que conozca su cliente.

Si tiene un cliente que es una institución pública, es muy probable que los pagos se atrasen, a diferencia de un proyecto privado, donde suele haber mayor liquidez.

Para estos casos, tener un mes de sueldo ahorrado puede ayudarle. Recuerde que, si en algún momento utiliza el dinero ahorrado, debe retomar el ahorro lo más pronto posible.

Ahorre para su pensión

Como trabajador independiente debe mantener un fondo de ahorro para la pensión.

Además del Régimen de Invalidez, Vejez y Muerte (IVM) que debe pagar cada trabajador en la Caja Costarricense de Seguro Social, lo ideal para trabajadores freelance es contar con un ahorro voluntario.

Las operadoras Vida Plena, Bac Pensiones, Popular Pensiones, CCSS, BCR Pensiones y BN Vital cuentan con una oferta de regímenes voluntarios a los que puede acceder desde ¢3.000.

Lo bueno de este tipo de instrumentos es que puede aportar los meses en los que tenga capacidad y en los que no, restringir el aporte.

Tome en cuenta que mientras mayor sea el aporte, más va a ser el monto liquidado al momento de la pensión, es decir, después de los 57 años.

Para Alejandro Solórzano, gerente de Vida Plena, el mejor escenario es iniciar el plan apenas inicie con sus actividades laborales, de esta manera puede empezar por una cuota pequeña e irla aumentando conforme aumenten sus ingresos.

Genere un ahorro para el pago de impuestos

Los principales impuestos que debe considerar un trabajador independiente en Costa Rica son el impuesto de renta y el Impuesto al Valor Agregado, que se deberá ejecutar a partir de julio de este año.

La mejor forma de poder cumplir con las obligaciones tributarias es generando un ahorro programado basándose en un estimado de lo que tendría que tributar al final del periodo.

En el caso del tributo sobre las utilidades, su pago puede ser anual o trimestral.

El monto lo puede determinar restando a los ingresos brutos gastos útiles, necesarios y pertinentes que incurrió para generar ese ingreso.

Según explicó Manrique Blen, director de impuestos de la firma BLP, para saber si un gasto es deducible una persona debe preguntarse: ¿Sin este gasto, hubiera sido posible obtener el ingreso por el cuál facturé?

Por otro lado, respecto al IVA, que sería el mayor cambio para los freelancers con la entrada en vigor de Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas, aunque la tarifa general es del 13%, debe tomar en cuenta si su cliente está exonerado o tiene tarifas reducidas, dependiendo de la actividad que realice. Su cancelación es mensual.

Todas las facturas que emita a partir de julio deben tener en cuenta el IVA adicional a los honorarios por servicio.

Tome en cuenta que, si está inscrito como contribuyente de renta, Hacienda lo incluirá en IVA de manera automática, de lo contrario, deberá inscribirse como contribuyente mediante el ATV.

Si un trabajador independiente no se registra ante Tributación para el pago de estos impuestos, podrá ser sujeto a sanciones económicas de hasta más de tres salarios base.

Compre un seguro de salud, el más cómodo que consiga

Aunque tenga seguro social, es recomendable que mantenga un seguro de salud para tratar cualquier eventualidad que pueda surgir relacionada con el trabajo.

Si no tiene la capacidad de acceder a un seguro de salud, puede optar por planes médicos que ofrecen los hospitales del país con tarifas reducidas para servicios de consulta, exámenes y otros estudios.

El seguro de salud es además un bien que puede mantener y que le servirá si necesita acceder a financiamiento en un futuro.

Obtenga la trazabilidad de sus gastos y de los servicios que presta

Por último, lleve un control de todos sus gastos y los gastos asociados a los servicios que presta.

Según el blog de finanzas personales The Balance, la mejor aplicación para darle seguimiento a sus finanzas depende de sus necesidades.

Por ejemplo, si tiene un pequeño negocio o emprendimiento, Quickbooks es una buena opción, porque permite llevar el control de las finanzas personales y de las finanzas del negocio. La aplicación le ofrece varias versiones dependiendo de las necesidades de su negocio.

Otra buena opción es Wally, una aplicación que le permite llevar el detalle de sus finanzas y utiliza inteligencia artificial para monitorear sus hábitos de consumo.

Otros ejemplos de aplicaciones útiles son Mint, YNAB (You need a budget) y Penny.